La civilización Dilmun: un lugar importante para la mitología y el comercio antiguos

La civilización Dilmun: un lugar importante para la mitología y el comercio antiguos

Dilmun (Telmun) fue una civilización ubicada en la parte oriental de la Península Arábiga. Aunque esta era una civilización bastante antigua, es mucho menos famosa que las cuatro cunas de la civilización del Viejo Mundo, es decir, Mesopotamia, el Antiguo Egipto, la Civilización del Valle del Indo y la Civilización del Río Amarillo.

Ubicación de la civilización Dilmun

A diferencia de estas cuatro civilizaciones antiguas, que se desarrollaron alrededor de los valles de los ríos, la civilización Dilmun estaba ubicada en la isla que hoy es el país de Bahrein. Debido a su posición estratégica en el Golfo, la civilización Dilmun pudo desarrollarse como un centro comercial y estuvo en contacto con dos de las cuatro cunas de la civilización, a saber, Mesopotamia y la Civilización del Valle del Indo.

Ubicación de los túmulos funerarios de Dilmun en Bahrein. ( CC BY SA 3.0 )

El papel mitológico de Dilmun como hogar de Ut-napishtim

Dilmun ocupa un lugar importante en la mitología de Mesopotamia. En la segunda mitad del Épica de Gilgamesh (comúnmente considerado como la primera gran obra de la literatura), el héroe epónimo, Gilgamesh, se lanza en busca del secreto de la inmortalidad tras la muerte de su buen amigo, Enkidu.

Para hacerlo, Gilgamesh tiene que buscar a Ut-napishtim, el único hombre que alcanzó la vida eterna. Se le dice a Gilgamesh que tiene que cruzar el mar para llegar a este inmortal, ya que Ut-napishtim fue enviado a "habitar lejos, en la desembocadura de los ríos".

Interpretación de artistas de Gilgamesh y Ut-napishtim. ( Filipe Ferreira / Flickr )

A Gilgamesh también se le informa que nadie, con la excepción de Shamash (el Sol), ha logrado esta hazaña antes:

Nunca ha habido un ferry de ningún tipo, Gilgamesh,
Y nadie desde tiempos inmemoriales ha cruzado el mar.
Shamash el guerrero es el único que ha
cruzó el mar: aparte de Shamash, nadie
ha cruzado el mar.
La travesía es difícil, el camino muy
difícil,
Y en el medio hay aguas letales que bloquean el
muy por delante.

Aunque el nombre de la residencia de Ut-napishtim no se menciona específicamente, se especula popularmente que es Dilmun.

  • Un paraíso perdido: en busca del Edén
  • Los arqueólogos desentierran una de las civilizaciones más antiguas del mundo en Bahréin
  • La leyenda de Gilgamesh
  • Antiguo contrato cuneiforme persa y artefactos descubiertos en el fuerte de Bahrein

Dilmun en el mito de Enki y Ninhursag

Aparte de la Épica de Gilgamesh , Dilmun también se menciona en el mito de Enki y Ninhursag / Ninhursaja. En esta historia, Dilmun se presenta como una especie de paraíso terrenal:

Imagen del dios sumerio Enki.

Puras son las ciudades, y ustedes son a quienes están asignadas. Pure es la tierra de Dilmun. Pure es Sumer, y ustedes son a quienes se les asigna. Pure es la tierra de Dilmun. Virginal es la tierra de Dilmun. Prístina es la tierra de Dilmun….
En Dilmun, el cuervo aún no graznaba, la perdiz no cacareaba. El león no mataba, el lobo no se llevaba los corderos, al perro no se le había enseñado a acurrucar a los niños, al cerdo no se le había enseñado que se debía comer grano.
Cuando una viuda ha esparcido malta en el techo, los pájaros aún no comieron esa malta allá arriba. La paloma entonces no metió la cabeza debajo de su ala.
No hay enfermedades de los ojos que dicen: "Yo soy la enfermedad de los ojos". No hay dolor de cabeza dijo allí: "Yo soy el dolor de cabeza". Ninguna anciana perteneciente a ella dijo allí: "Soy una anciana". Ningún anciano perteneciente a ella dijo allí: "Soy un anciano". Ninguna doncella en su estado sucio ... en la ciudad. Ningún hombre que esté dragando un río dijo allí: "Está oscureciendo". Ningún heraldo circulaba por su distrito fronterizo.
Ningún cantante cantó un elulam allí. Allí no se lamentó ningún llanto en las afueras de la ciudad ”.

Más que un lugar mitológico: Dilmun como lugar de comercio

Sin embargo, Dilmun no era simplemente un lugar mitológico. La existencia de Dilmun se puede encontrar en registros cuneiformes sumerios y babilónicos.

Una de las primeras inscripciones conocidas que menciona a Dilmun habla del tributo que le trajeron a Ur-Nanshe, el primer rey de la primera dinastía de Lagash: “Los barcos de Dilmun de tierras extranjeras le trajeron madera (Ur-Nanshe) como tributo (?) ".

Otra inscripción del reinado de Sargón el Grande se jacta de que los barcos de Dilmun están anclados en Agade, "... los barcos de Dilmun, que hizo amarrar junto al muelle de Agade". Fueron los barcos de Dilmun, quizás, los que hicieron posible el comercio de larga distancia entre Mesopotamia y el valle del Indo.

Se ha observado que se han descubierto varias focas del Valle del Indo en varios sitios de Mesopotamia, mientras que se han encontrado focas circulares del "Golfo Pérsico" (conocidas por Dilmun) tanto en el Valle del Indo como en Mesopotamia. Esto se ha tomado como prueba de que se produjo comercio entre las tres civilizaciones.

Una colección de sellos de Dilmun, Museo Nacional de Bahrein ( CC BY SA 3.0 )

Un producto básico involucrado en este comercio fue el cobre de las minas de Omán. Este metal precioso fue enviado a ciudades de Mesopotamia, y se cree que los comerciantes de Dilmun tenían el monopolio de este comercio.

Evidencia arqueológica de la civilización Dilmun

En cuanto a la evidencia arqueológica, el primer problema fue identificar la ubicación de Dilmun. Además de Bahrein, los primeros académicos también han especulado que Dilmun estaba ubicado en Kuwait, en el noreste de Arabia Saudita y Al-Qurna cerca de Basrah, Irak. Un erudito incluso creyó durante algún tiempo que Dilmun se refería al valle del Indo.

El problema se resolvió principalmente con las primeras excavaciones modernas de Qal'at al-Bahrain en la década de 1950. Hoy en día, el sitio se considera el "puerto antiguo y la capital" de Dilmun, y se encuentra cerca del moderno pueblo de Saar en la parte noroeste de la isla.

los El sitio de Qal'at al-Bahrain tal como está hoy. ( CC BY SA 2.0 )

En este sitio, se han descubierto siete niveles sucesivos de asentamiento, el más antiguo de los cuales puede estar fechado alrededor del 2300 a. C. Además de las viviendas, también se han descubierto enterramientos en Qal'at al-Bahrain. También se ha informado que hay alrededor de 170.000 túmulos funerarios que cubren un área de 30 kilómetros cuadrados (11,6 millas cuadradas), lo que equivale al 5% del área principal de la isla.

Reconstrucción de una fosa común de Dilmun en el Museo Nacional de Bahrein. ( CC BY SA 3.0 )

Se dice que la mayoría de estos túmulos funerarios se hicieron durante los siglos III y II a.C., aunque sin duda también habría habido los del período Dilmun. Algunos creen que la isla fue utilizada como cementerio por los árabes del continente (quizás debido al papel de Dilmun en la mitología), mientras que otros refutan esta teoría.

También se dice que las cámaras funerarias del templo de Saar son del período Dilmun. Saar, Bahréin. ( CC BY SA 3.0 )

Imagen de portada: Ruinas del Fuerte de Bahrein y lo que podría ser la ubicación de la antigua capital de la civilización Dilmun. (Encontrar la Arabia antigua) Inserto: Cabeza de toro de cobre de la cultura Dilmun. ( Encuentra la antigua Arabia )

Por Ḏḥwty

Referencias

Luego., Enki y Ninhursaja [En línea]
[The Electronic Text Corpus of Sumerian Literature, Facultad de Estudios Orientales, Universidad de Oxford (traducción), 2003. Enki y Ninhursaja .]
Disponible en: http://etcsl.orinst.ox.ac.uk/cgi-bin/etcsl.cgi?text=t.1.1.1&charenc=j#

Luego., La epopeya de Gilgamesh ,
[Dalley, S. (trad.), 2008. La epopeya de Gilgamesh , en Mitos de Mesopotamia, la creación, el diluvio, Gilgamesh y otros . Oxford: Oxford University Press.]

Hirst, K. K., 2015. Civilización Dilmun. [En línea]
Disponible en: http://archaeology.about.com/od/dterms/qt/Dilmun.htm

Kramer, S. N., 1964. La civilización del Indo an Dilmun, la tierra del paraíso sumerio. [En línea]
Disponible en: http://www.penn.museum/documents/publications/expedition/PDFs/6-3/The%20Indus.pdf

Smith, S., 2013. Bahrein excava develar una de las civilizaciones más antiguas. [En línea]
Disponible en: http://www.bbc.com/news/science-environment-22596270

UNESCO, 2015. Qal'at al-Bahrain: antiguo puerto y capital de Dilmun. [En línea]
Disponible en: http://whc.unesco.org/en/list/1192

www.crystalinks.com, 2015. Dilmun. [En línea]
Disponible en: http://www.crystalinks.com/dilmun.html


Dilmun

Dilmun o Telmun [2] fue una civilización semita en el este de Arabia. [1] [3] Dilmun era un importante centro comercial [1] que en el apogeo de su poder controlaba las rutas comerciales del Golfo Pérsico. [1] Los sumerios consideraban a Dilmun como tierra santa. [4] El consenso académico es que Dilmun abarcaba Bahrein, Kuwait, [5] [6] Qatar y las regiones costeras de la provincia oriental de Arabia Saudita. [7] Dilmun fue mencionado por las civilizaciones mesopotámicas como un socio comercial, una fuente de cobre metálico y un centro de la ruta comercial de la civilización de Mesopotamia al valle del Indo.

También se observa que Gilgamesh tuvo que atravesar el monte Mashu para llegar a Dilmun en la epopeya sumeria de Gilgamesh, que generalmente se identifica con la totalidad de las cordilleras paralelas del Líbano y el Anti-Líbano, y la estrecha brecha entre estas montañas constituye el túnel. [8] Otros creen que el monte Mashu era una de las dos montañas ("gemelas") que sostenían el cielo en los extremos este y oeste del mundo. Las versiones sumerias de la epopeya de Gilgamesh demuestran que las versiones anteriores del mito situaron la montaña Cedar al este, en la dirección de la salida de Utu, el dios sol sumerio. [9]

Dilmun es considerada una de las civilizaciones antiguas más antiguas de Oriente Medio. [10] [11] Los sumerios describieron Dilmun como un jardín paradisíaco en la epopeya de Gilgamesh. [12] La historia sumeria del jardín paradisíaco de Dilmun puede haber sido una inspiración para la historia del Jardín del Edén. [12]


La civilización Dilmun: un lugar importante para la mitología y el comercio antiguos - Historia

Ubicación de tierras extranjeras para los mesopotámicos, incluidos Elam, Magan, Dilmun, Marhashi y Meluhha

Localización : Arabia oriental

Región: Gobernación del Norte

Escribe :
Antiguo

Parte de :
Arabia oriental

Fundada: Hacia finales del IV milenio antes de Cristo

Abandonado :
C. 538 a. C.

Período : Edad de Bronce

Dilmun, o Telmun, (sumerio: Dilmun) fue un antiguo sistema político de habla semítica en Arabia mencionado desde el tercer milenio antes de Cristo en adelante. Basado en evidencia textual, estaba ubicado en el Golfo Pérsico, en una ruta comercial entre Mesopotamia y la Civilización del Valle del Indo, cerca del mar y de manantiales artesianos.. Varios estudiosos han sugerido que Dilmun originalmente designó la provincia oriental de Arabia Saudita, notablemente vinculada con los principales asentamientos de Dilmunite de Umm an-Nussi y Umm ar-Ramadh en el interior y Tarout en la costa. Dilmun abarcaba Bahrein, Kuwait, Qatar y las regiones de la parte oriental de Arabia Saudita. Esta área es ciertamente lo que se entiende por referencias a "Dilmun" entre las tierras conquistadas por el rey Sargón de Akkad y sus descendientes. [Cita requerida]

Las grandes conexiones comerciales y comerciales entre Mesopotamia y Dilmun eran fuertes y profundas hasta el punto de que Dilmun era una figura central del mito de la creación sumeria. Dilmun fue descrito en la saga de Enki y Ninhursag como preexistente en un estado paradisíaco, donde los depredadores no matan, el dolor y las enfermedades están ausentes y la gente no envejece.

Dilmun fue un importante centro comercial. En el apogeo de su poder, controló las rutas comerciales del Golfo Pérsico. Según algunas teorías modernas, los sumerios consideraban a Dilmun como un lugar sagrado, pero eso nunca se afirma en ningún texto antiguo conocido. Dilmun fue mencionado por los mesopotámicos como socio comercial, fuente de cobre y empresa comercial.

La historia sumeria del jardín paradisíaco de Dilmun puede haber sido una inspiración para la historia del Jardín del Edén.

Historia :

Dilmun sobre el relieve de Ur-Nanshe:

Alivio votivo de Ur-Nanshe, rey de Lagash: una de las inscripciones dice, & # 8220 barcos de la (lejana) tierra de Dilmun llevaron la madera (para él) & # 8221, que es el registro escrito más antiguo conocido de Dilmun e importación de mercancías en Mesopotamia.

Los barcos de la tierra de Dilmun llevaban la madera ma2 dilmun kur-ta gu2 gesz mu-gal2 en el relieve de Ur-Nanshe. Piedra caliza, dinástica temprana III (2550 & # 82112500 BC). Encontrado en Telloh (antigua ciudad de Girsu).

Recibo de prendas enviadas por barco a Dilmun en el primer año del gobierno de Ibbi-Sin, alrededor de 2028 a. C. Museo Británico BM 130462

Dilmun fue un importante centro comercial desde finales del cuarto milenio hasta el 800 a. C. En el apogeo de su poder, Dilmun controlaba las rutas comerciales del Golfo Pérsico. Dilmun fue muy próspero durante los primeros 300 años del segundo milenio. El poder comercial de Dilmun comenzó a declinar entre el 1000 a. C. y el 800 a. C. porque la piratería floreció en el Golfo Pérsico. En el 600 a.C., el Imperio Neobabilónico, y más tarde el Imperio Persa, gobernaron Dilmun..

La civilización Dilmun fue el centro de las actividades comerciales que vinculaban la agricultura tradicional de la tierra y luego completamente fértil debido a los pozos artesianos que se han secado desde entonces y debido a un clima mucho más húmedo con el comercio marítimo entre diversas regiones como Meluhha (se sospecha que es Civilización del Valle del Indo), Magan (Omán) y Mesopotamia. La civilización Dilmun se menciona por primera vez en tablillas de arcilla cuneiformes sumerias fechadas a finales del tercer milenio antes de Cristo, encontradas en el templo de la diosa Inanna, en la ciudad de Uruk. El adjetivo Dilmun se utiliza para describir un tipo de hacha y un funcionario específico. Además, hay listas de raciones de lana que se entregan a personas relacionadas con Dilmun.

Una de las primeras inscripciones que mencionan a Dilmun es la del rey Ur-Nanshe de Lagash (c. 2300 a. C.) que se encuentra en el zócalo de una puerta: `` Los barcos de Dilmun le trajeron madera como tributo de tierras extranjeras ''.

Reino de Dilmun:

Cabeza de toro, hecha de cobre en el período temprano de Dilmun (ca. 2000 a.C.), descubierta por arqueólogos daneses bajo el templo Barbar, Bahréin

Desde aproximadamente el 2050 a. C. en adelante, Dilmun parece tener su apogeo. Lo más probable es que Qal'at al-Bahrain fuera la capital. De los textos encontrados en Isin, queda claro que Dilmun se convirtió en un reino independiente. Se mencionan los regalos reales a Dilmun. Los contactos con la ciudad siria de Mari están atestiguados. Aproximadamente en esta época se erigieron los túmulos funerarios reales más grandes. Aproximadamente desde 1780 a. C. vienen varias inscripciones en vasijas de piedra que nombran a dos reyes de Dilmun. El rey Yagli-El y su padre Rimum. Las inscripciones fueron encontradas en enormes túmulos evidentemente los lugares de enterramiento de estos reyes. Rimum ya era conocido por la arqueología por la Piedra Durand, descubierta en 1879.

Aproximadamente desde 1720 a. C. se aprecia un declive. Muchos asentamientos dejaron de utilizarse y se detuvo la construcción de monturas reales. El Templo de Barbar se sintió en ruinas. Aproximadamente desde 1650 aC hay un período de recuperación detectable. Se construyeron nuevos túmulos de entierro reales y en Qal'at al-Bahrain hay evidencia de una mayor actividad de construcción. A este período pertenece otra inscripción en un sello encontrado en Failaka y que conserva el nombre de un rey. El texto breve dice [La] '& ugrave-la Panipa, hija de Sumu-lel, el sirviente de Inzak de Akarum. Sumu-lel fue evidentemente un tercer rey de Dilmun perteneciente a este período. Sirviente de Inzak de Akarum era el título del rey en Dilmun. Los nombres de estos gobernantes son amoríticos.

Dilmun bajo dominio extranjero:

Correspondencia entre Ili-ippa & # 353ra, el gobernador de Dilmun, y Enlil-kidinni, el gobernador de Nippur, ca. 1350 a. C.

Parece que Dilmun estuvo después de 1500 a. C. bajo el gobierno de la dinastía Sealand. El rey Ea-gamil de la dinastía Sealand se menciona en un texto que se encuentra en Qal'at al-Bahrain. Ea-gamil fue el último gobernante de la dinastía Sealand. Después de su reinado, Dilmun quedó bajo el dominio de la dinastía kasita de Babilonia, que también se apoderó del área de la dinastía Sealand. [30] Dilmun fue mencionado en dos cartas fechadas en el reinado de Burna-Buriash II (c. 1370 a. C.) recuperado de Nippur, durante la dinastía kasita de Babilonia. Estas cartas eran de un funcionario provincial, Ili-ippa & # 353ra, en Dilmun a su amigo Enlil-kidinni, el gobernador de Nippur. Los nombres a los que se hace referencia son acadios. Estas cartas y otros documentos insinúan una relación administrativa entre Dilmun y Babylon en ese momento. Tras el colapso de la dinastía kasita, los documentos mesopotámicos no mencionan Dilmun con la excepción de las inscripciones asirias fechadas en 1250 a. C. que proclamaban que el rey asirio era rey de Dilmun y Meluhha, así como del Mar Inferior y el Mar Superior. Las inscripciones asirias registraron tributo de Dilmun.

Hay otras inscripciones asirias durante el primer milenio antes de Cristo que indican la soberanía asiria sobre Dilmun. Uno de los primeros sitios descubiertos en Bahréin sugiere que Senaquerib, rey de Asiria (707 & # 8211681 aC), atacó el noreste de Arabia y capturó las islas de Bahréin. La referencia más reciente a Dilmun se produjo durante el Imperio Neobabilónico. Los registros administrativos neobabilónicos, con fecha de 567 a. C., declararon que Dilmun estaba controlado por el rey de Babilonia. El nombre de Dilmun dejó de usarse después del colapso de Babilonia en 538 a. C.

Los tipos de sellos circulares estampados (en lugar de enrollados) del & quot; Golfo Pérsico & quot; conocidos de Dilmun, que aparecen en Lothal en Gujarat, India, y Failaka, así como en Mesopotamia., son una corroboración convincente del comercio marítimo de larga distancia. En qué consistía el comercio es menos conocido: madera y maderas preciosas, marfil, lapislázuli, oro y artículos de lujo como cornalina y cuentas de piedra vidriada, perlas del Golfo Pérsico, incrustaciones de conchas y huesos, estaban entre los productos enviados a Mesopotamia. a cambio de plata, estaño, tejidos de lana, aceite de oliva y cereales.

Los lingotes de cobre de Omán y el betún que se producían naturalmente en Mesopotamia pueden haber sido intercambiados por textiles de algodón y aves domésticas, productos principales de la región del Indo que no son nativos de Mesopotamia. Se han encontrado ejemplos de todos estos bienes comerciales. La importancia de este comercio se demuestra por el hecho de que los pesos y medidas utilizados en Dilmun eran de hecho idénticos a los utilizados por el Indo, y no eran los utilizados en el sur de Mesopotamia.

En lo que respecta a la minería y la fundición de cobre, la Cultura Umm al-Nar y Dalma en los Emiratos Árabes Unidos, e Ibri en Omán fueron particularmente importantes.

Es posible que algunos barcos Meluhhan navegaran directamente a los puertos de Mesopotamia, pero en el período Isin-Larsa, Dilmun monopolizó el comercio. El Museo Nacional de Bahrein evalúa que su & quot; Edad de Oro & quot duró ca. 2200 y # 82111600 AC. Los descubrimientos de ruinas bajo el Golfo Pérsico pueden ser de Dilmun.

Gente, idioma y religión:

La población era semita con presencia amorrea, usaban el cuneiforme sumerio y hablaban un idioma que era un dialecto acadio, cercano o muy influenciado por él. La deidad principal de Dilmun se llamaba Inzak y su esposa era Panipa.

Mitología:

Sello de sello Dilmun con cazadores y cabras, pluma rectangular, ca principios del segundo milenio antes de Cristo

En la primera epopeya Enmerkar y el Señor de Aratta, se describe que los eventos principales, que se centran en la construcción de Enmerkar de los zigurats en Uruk y Eridu, tuvieron lugar en un momento `` antes de que Dilmun aún se hubiera asentado ''.

Dilmun, a veces descrito como "el lugar donde sale el sol" y "la tierra de los vivos", es el escenario de algunas versiones del mito de la creación sumeria, y el lugar donde el héroe sumerio deificado del diluvio, Utnapishtim (Ziusudra), fue tomado por los dioses para vivir para siempre. La traducción de Thorkild Jacobsen del Eridu Genesis lo llama & quot; Monte Dilmun & quot; y lo ubica como un & quot; lugar lejano, medio mítico & quot.

Dilmun también se describe en la historia épica de Enki y Ninhursag como el sitio en el que ocurrió la Creación. El posterior Enuma Elish babilónico, habla del sitio de la creación como el lugar donde la mezcla de agua salada, personificada como Tiamat, se reunió y se mezcló con el agua dulce de Abzu. Bahrein en árabe significa "las aguas gemelas", donde el agua dulce del acuífero árabe se mezcla con las aguas saladas del Golfo Pérsico. La promesa de Enki a Ninhursag, la Madre Tierra:

Para Dilmun, la tierra del corazón de mi dama, crearé largos cursos de agua, ríos y canales, por los cuales el agua fluirá para saciar la sed de todos los seres y traer abundancia a todos los que viven.

Ninlil, la diosa sumeria del aire y el viento del sur tenía su hogar en Dilmun. [Cita requerida]

Sin embargo, también se especula que Gilgamesh tuvo que pasar por el monte Mashu para llegar a Dilmun en la Epopeya de Gilgamesh, que generalmente se identifica con la totalidad de las cordilleras paralelas del Líbano y el Anti-Líbano, con la estrecha brecha entre estas montañas que constituye el túnel. .

Localización :

Ruinas de un asentamiento, que se cree que proviene de la civilización Dilmun, en Sar, Bahrein

Ubicación de los túmulos funerarios en Bahrein

En 1987, Theresa Howard-Carter propuso que Dilmun de esta era podría ser un tell aún no identificado cerca de Arvand Rud (Shatt al-Arab en árabe) entre la actual Qurnah y Basra en la actual Irak. A favor de la propuesta de Howard-Carter, se ha señalado que esta área se encuentra al este de Sumer (`` donde sale el sol ''), y la orilla del río donde las doncellas de Dilmun habrían sido abordadas se alinea con el Shat al-Arab que está en el en medio de marismas. La `` boca de los ríos '' donde se decía que se encontraba Dilmun es para ella la unión del Tigris y el Éufrates en Qurnah.

A partir de 2008, los arqueólogos no han podido encontrar un sitio existente durante el tiempo comprendido entre el 3300 a. C. (Uruk IV) y el 556 a. C. (era neobabilónica), cuando Dilmun aparece en los textos. Según Hojlund, no existen asentamientos en el litoral del Golfo que datan de 3300 & # 82112000 AC.

Teoría del jardín del Edén:

En 1922, Eduard Glaser propuso que el Jardín del Edén estuviera ubicado en el este de Arabia dentro de la civilización Dilmun. El erudito Juris Zarins también cree que el Jardín del Edén estaba situado en Dilmun en la cabecera del Golfo Pérsico, donde los ríos Tigris y Éufrates desembocan en el mar, a partir de su investigación en esta área utilizando información de muchas fuentes diferentes, incluidas imágenes Landsat de espacio. En esta teoría, el Gihon de la Biblia se correspondería con el Karun en Irán, y el río Pishon correspondería al sistema fluvial Wadi Batin que una vez drenó la parte central ahora seca, pero una vez bastante fértil, de la Península Arábiga..

Gobernantes conocidos:

Solo se conocen unos pocos gobernantes del reino de Dilmun:

1. Ziusudra (siglo 27 a. C.)


La civilización Dilmun: un lugar importante para la mitología y el comercio antiguos - Historia


La mitología creacional sumeria habla de un panteón de extraterrestres reptiles que supuestamente llegaron a la Tierra desde el planetoide Nibiru, hace más de 450.000 años. Lea estos archivos antes de continuar aquí. Gracias.

Tablilla sumeria que representa al dios reptil alado


Ea se encuentra en su casa acuosa, el Apsu.


Enki sale del agua hacia la tierra.


En la década de 1960, cuando asistí al Brooklyn College y la Universidad de Nueva York, no presté mucha atención a los estudios antiguos. Eso fue en la década de 1960.

Veinte años después comencé a conectarme con aspectos extraños de mi alma o aquellos vinculados con ellos que eventualmente me llevaron al Amanecer de la Creación y tal vez mi conexión con él en algún nivel.

Soy un visor remoto. Puedo viajar a través de las rejillas que son la matriz que forma nuestra creación. Allí puedo interactuar con todo tipo de entidades y obtener mucho conocimiento, ya que esa es la fuente de todo en nuestra realidad.

Nuestro viaje a través de cuadrículas, vistas remotas, viajes en el tiempo, medita, sueña, moviéndose más rápido que la velocidad de la luz. Esto es fácil de hacer cuando uno puede colocar su conciencia en la tercera dimensión y en otros lugares a lo largo del cinturón.

La cuadrícula es como una red gigante de interminables carreteras: carreteras multidimensionales que pueden llevarlo a cualquier lugar: el pasado, el presente, el futuro, a otro planeta, etc.

Uno de los alienígenas dominantes que vendría a mí era un macho reptil que se hacía llamar Dilmun. Ahora fíjate, no tenía conocimiento ni recuerdo de cuentos de creación sobre extraterrestres de Nibiru o de cualquier otro lugar que estuvieran vinculados a mí, pero extraterrestres reptiles de 8 pies de altura. el nombre Dilmun no significó nada para mí.

En la década de 1980, a menudo veía a distancia, viajaba por la red, y encontraba a Dilmun esperándome.

Además de ser alto, Dilmun no tenía un aspecto muy diferente al de los Reptoides sobre los que leímos hoy, así que supongo que estamos viendo las mismas cuadrículas, o el mismo programa de reptiles, ya que todo es un programa de ilusión, como en la holocubierta, se está fusionando. con nuestro programa 3D Earth de vez en cuando.

Mis reuniones con Dilmun siempre fueron memorables. Nos comunicamos telepáticamente. Su piel estaba escamosa, sus ojos tienen pupilas verticales, olía mal, podía hablar con sonidos de gárgaras.

Me dijo que era uno de los muchos gobernantes de su mundo. Dijo que era atemporal. Viaja por el universo, en una gran nave espacial. También pudo volar ya que tenía alas, a menudo permaneciendo en cuevas muy por encima del suelo, cuando visitó el plano terrestre. Tuvo muchos compañeros. Me consideraba uno de ellos, al menos un aspecto de mi alma que está con él ahora.

Dilmun me dijo que hemos tenido muchos hijos juntos a través del mestizaje, no de la actividad sexual en la tercera dimensión. Estaba particularmente apegado a nuestra hija Aleah.

La trajo a verme en diciembre de 1988. Se veía como de veinte años, alta, escultural, muy hermosa, además de tener los ojos de Dilmun, tenía un aspecto humano, casi egipcia, como mis amigos y yo la veíamos, y era muy agradable y tranquilo.

Aún así y todo, no estaba contento con esto y le dije que no quería hacer la conexión. Podía sentir su necesidad de conectarse conmigo, pero había algo en lo que no confiaba.

En la tercera visita de Aleah le dije a Dilmun que esto tenía que terminar y que nunca debería regresar a menos que lo llamaran.

No me sentía cómodo con las energías. [De hecho, tuvo un altercado con mi amiga Susan en la época del sueño y ella terminó con un moretón en el brazo a la mañana siguiente.] De acuerdo, en cierto nivel, Dilmun existe.

Esa noche me quité la cadena de oro que siempre usaba y la coloqué en su lugar habitual en mi tocador. Nunca duermo con joyas. A la mañana siguiente, la cadena desapareció. Busqué por todas partes, pero no lo encontré y no había nadie que pudiera haberlo tomado en tercer lugar.

Un amigo psíquico vino y me dijo que se lo había llevado una joven de unos 20 años.

Inmediatamente supe quién era - ¡Aleah! Quizás ella es otro aspecto de mi alma que busca hacer un punto, ¡pero quería mi cadena de vuelta!

Esa noche llamé a Dilmun. Le conté lo sucedido y que sería mejor que devolvieran mi cadena por la mañana a su lugar habitual en el tocador. Cuando me levanté, ¡ahí estaba! Nadie había entrado en mi habitación. Mis hijas se fueron a la universidad y yo estaba solo en la casa.

Nuevamente llamé a Dilmun y le dije que algo andaba muy mal y que no quería volver a conectarme con ninguno de ellos.

Una vez más, el Tramposo está en juego y no tengo paciencia para esto. Esto me recuerda al reloj de bolsillo que desapareció en la Gran Pirámide doce años después.

Dilmun es el Tramposo - Hermes - Thoth - Z - aquí para enseñarme - o despertarme a algo. Lo más probable es que sea otro aspecto de mi alma que está creando realidades.

Cuando leo sobre los dioses de Sumer, puedo contarte todo sobre ellos. Sé quiénes son, lo que piensan, ¡todo! Me conecto solo con Enki, Ea, así que quizás me hayan desterrado aquí. [reír]

Los 'bucles en el tiempo' que siempre he visto y conectado con mi trabajo en los laboratorios de la Alemania nazi en 1939, son probablemente una metáfora de los experimentos genéticos en los laboratorios sumerios en la creación de este programa, o una metáfora de los patrones. que repiten y crean nuestros ciclos de realidad o Tiempo. En algún lugar todo esto está conectado.

He tenido muchas visiones de una cueva. Está al final del lecho seco de un río donde se unían los ríos Tigris y Éufrates. Son estas metáforas de la creación. El lecho del río seco = ¿el caudal colectivo del programa ahora está vacío? La cueva = entrando en esta realidad.

La ubicación = La cuna de la civilización.


Estoy en el lugar donde una vez se encontraron los ríos Tigris y Éufrates.

Mientras camino por el borde del lecho seco de un río, no muy lejos, de repente llego al agua. Es poco profundo pero se convierte en un río estrecho.

Escondido bajo el sedimento del lecho del río hay un viejo OVNI dejado aquí por aquellos que vinieron originalmente a este planeta cuando se creó nuestra realidad.

Utilizo el amuleto para sacar el OVNI del agua.

Envía un rayo de luz blanca a una montaña detrás de mí ya mi derecha. Subí la montaña rápida y fácilmente.

Encuentro una puerta de piedra que puedo abrir con el amuleto.

Una puerta de piedra se abre para revelar una cámara que solo puedo abrir usando el amuleto.

Dentro de esa cámara de la cueva hay paredes de piedra que cuentan la historia completa de nuestra raza raíz y cómo fue creada, hasta el momento en que abrí la puerta.

Utilizo mi amuleto para abrir los sarcófagos.

El amuleto encaja en la parte superior de cada sarcófago mientras se desliza hacia adelante por sí solo.

Un sarcófago contiene una figura masculina y el otro una femenina.

Ambos están totalmente intactos como si estuvieran sellados herméticamente.

Cada uno sostiene una flor idéntica y usa el mismo anillo con tres llamas en el dedo medio: el de él en la mano izquierda y el de ella en la mano derecha. [Ese es el dedo de Saturno = karma].

Entre los sarcófagos hay un altar que estaba vacío cuando entré a la cueva.

De repente aparece una luz azul justo encima del altar.

Z viene a través de la luz.

Coloca un libro sobre el altar.

Me dice que el libro que me está dando es el futuro y que el pasado, el concepto del Tiempo y la Rueda del Karma, ha terminado.

Me siento en la tierra y empiezo a leer el libro

A través de los años, la entidad que se hacía llamar Dilmun vino y se fue en mi vida. En general, lo encontraba molesto y problemático, al igual que el Tramposo.

Z es Zoroastro, el profeta persa. También era Thoth o Hermes, el Tramposo. En la línea de tiempo sumeria, él era Enki.

En realidad, desempeña muchos papeles a la vez, como todos lo hacemos. Estoy seguro de que interpreta a Dilmun en mi vida, simplemente despertando la información en mi mente sobre el comienzo y el final de este programa de creación.

Como todas las cosas contienen niveles de metáforas, se puede extraer de eso.

En 1999, cuando investigué mi archivo sobre Nibiru, Dilmun regresó. Parecía muy viejo y cansado. Habló de querer la paz entre nosotros. Estuve de acuerdo. Dice que planea regresar aquí pronto con su barco. Será a la hora de finalización de nuestro programa.

Hay quienes sienten que Nibiru regresará en 2003. No estoy de acuerdo y creo que todo esto es una metáfora del cierre de un Libro del Conocimiento y el comienzo de otro. 2003 no es cuestión de tiempo.

Mi percepción de Dilmun es una entidad más antigua. Esto me lleva además a creer que el programa de la red en el que él existe conscientemente está fallando.

Hice una vista remota - viaje en cuadrícula - a Nibiru en 1998. Cuando llegué me encontré con alguien que se hacía llamar Daniel - como en el Pueblo León - todos los arquetipos de - Egipto - la Esfinge - Seres con cabeza de gato.

Me reuní con Dilmun en 1999 cuando hice una vista remota con Jelaila, quien canaliza a una entidad del Consejo de Nibiruan que es su alma gemela. Su nombre es Daniel.

Vi a Daniel parado solo frente a una computadora. No vi a Dilmun, pero sentí que él y Daniel eran lo mismo, según las firmas de frecuencia. Había algo en sus energías que hablaba de Z, o era el tramposo de nuevo, siempre desafiándonos a recordar con sus muchos juegos.

Daniel me dijo que ejecuta la computadora principal del juego. Me preguntaba si esto era una metáfora del wiZard en Wizard of OZ.

A diferencia de las tabletas y cilindros egipcios y mesopotámicos, el legado de Dilmun se ha descubierto en sellos circulares. Las formas primitivas de imágenes talladas en el sello indican que se usaron como amuletos o talismán. Talladas en madera, conchas de esteatita o metal, estas imágenes claramente definir una sociedad compleja. Templos en el centro de la aldea agraria, pueblos, ciudades-estado, vida cultural religiosa y económica. Todas las facetas del surgimiento de una sociedad evolutiva se reflejan en las inscripciones sobre los sellos.

Las impresiones encontradas en cerámica y propiedades son un uso probable de los sellos. Enterrarlos con los muertos probablemente fue para evitar un uso indebido. Pequeños fragmentos que se encuentran impresos sugieren la identificación de una propiedad. Claramente había un valor intrínseco que cada sello cuenta una historia, tiene una identidad.

Los sellos representan a Enki, Dios de la sabiduría y el agua dulce. Gilgamesh como una figura masiva y heroica, el sombrero del 'Toro del cielo'. Sirvientes de las damas de las montañas 'Inanas' con sus letreros triangulares que representan el espacio para su poder. 'Nana' es el dios de la luna que también fue llamado 'pecado'. El símbolo era la cabeza del toro del cielo. Inana, diosa de la inmortalidad.

Desde los sueños de Gilgamesh hasta la filosofía de la vida. Los sellos que representan una vida armoniosa con la naturaleza y Dios están pintados aquí con los colores y la forma que espero que disfruten. Los colores excitan y estimulan naturalmente, a menudo sexualmente. Indiscutiblemente, los antiguos mitos de la inmortalidad y la resurrección influyeron en las creencias de Dilmun y están abundantemente respaldados en los diseños de los sellos, representados por los dioses del sol y la luna.

Los textos mesopotámicos describían a Tilmun como situado en la "boca" de dos cuerpos de agua. La península del Sinaí, con forma de triángulo invertido, comienza donde el Mar Rojo se separa en dos brazos: el golfo de Suez al oeste y el golfo de Elat (golfo de Aqaba) al este.
"Los textos hablaban del montañoso Tilmun". De hecho, la península del Sinaí está formada por una parte sur montañosa alta, una meseta central montañosa y una llanura norte (rodeada de montañas), que se nivela a través de colinas arenosas hasta la costa mediterránea. Sargón de Akkad afirmó que alcanzó como "lavó sus armas" en el Mediterráneo "las tierras del mar", las tierras a lo largo de la costa del Mediterráneo, "tres veces rodeé a Tilmun que capturó mi mano". Sargón II, rey de Asiria en el siglo VIII a. C., afirmó que había conquistado la zona que se extendía "desde Bit-Yahkin en la orilla del mar salado hasta la frontera de Tilmun". El nombre 'Mar Salado' ha sobrevivido hasta el día de hoy como un nombre hebreo para el Mar Muerto, otra confirmación de que Tilmun se encontraba cerca del Mar Muerto.

- Zecharia Sitchin, La escalera al cielo

La cuna de la civilización a veces se hace referencia con el nombre de Dilmun o Tilmun. Aquí, se dijo, el dios Ea y su esposa fueron colocados para instituir "una era sin pecado de completa felicidad".

Aquí también los animales vivían en paz y armonía, el hombre no tenía rival y el dios Enlil "en una lengua alabó". También se describe como una `` morada de los inmortales '' pura, limpia y `` brillante '' donde la muerte, la enfermedad y el dolor son desconocidos y a algunos mortales se les ha dado `la vida como un dios ', palabras que recuerdan al Airyana Vaejah, el reino de los inmortales en el mito y la leyenda iraní, y el Edén de la tradición hebrea

Aunque Dilmun es equiparado por la mayoría de los estudiosos con la isla de Bahrein en el Golfo Pérsico, hay evidencia que sugiere que un Dilmun mítico mucho más temprano estaba ubicado en una región montañosa más allá de las llanuras de Sumer.

Pero dónde estaba exactamente ubicado Las inscripciones mesopotámicas no dicen, sin embargo, el texto de Zoroastro Bundahishn y los registros cristianos de Arbela en el Kurdistán iraquí se refieren a un lugar llamado Dilam & # 131n por haber existido alrededor de la cabecera del Tigris, al suroeste de Lake Van: la misma área en la que se dice que se encuentra el Edén bíblico.

Además, se decía que Ea (el acadio Enki) presidía la explanada de los dos ríos más grandes de Mesopotamia, el Tigris y el Éufrates, que se muestran en representaciones como fluyendo de cada uno de sus hombros.

Sin duda, esto habría significado que las cabeceras, o fuentes, de estos ríos habrían sido consideradas sagradas para Ea por las culturas de la Media Luna Fértil de Mesopotamia.

Dilmun / Tilmun / Bahrein fue una tierra mágica, el lugar de nacimiento de los dioses y el lugar donde se dice que las artes de la civilización se transmitieron por primera vez a los hombres. Fue tema de muchas leyendas contadas por los sumerios, la gente del sur de Irak era famosa por ser una tierra donde la muerte y la enfermedad eran desconocidas y los hombres y los animales vivían en paz juntos.

Fue el hogar del rey sumerio que fue el origen del mito de Noé, el inmortal superviviente del Gran Diluvio, una historia contada en el Corán y la Biblia.

El primer gran héroe de la literatura mundial, Gilgamesh, el rey de Uruk, viajó a Dilmun en busca del secreto de la eterna juventud.

Lo encontró, en lo profundo de las aguas del Golfo frente a Bahrein, pero lo perdió cuando la flor que restauró la juventud de quienes la buscaban, fue robada por una serpiente, que acechaba en un estanque mientras Gilgamesh regresaba a su reino, esta es la razón. por qué la serpiente se muda de piel.

Pero Dilmun-Bahrein fue también el centro de las rutas comerciales más importantes del tercer y segundo milenio antes de Cristo.

El producto más importante era el cobre, por el que Dilmun era famoso y las fechas por las que Bahréin siempre se celebró, desde la antigüedad hasta la actualidad.

Debido a que Dilmun-Bahrein era una tierra tan sagrada, se construyeron muchos templos allí, cuyos impresionantes restos se pueden ver hoy.

El templo más grande y espléndido que sobrevive en Asia occidental se encuentra en Barbar, en la costa norte de Bahrein.

El más famoso de todo el rico patrimonio arqueológico de Bahrein son los 200.000 túmulos que son una característica del paisaje en la mitad norte de la isla y que, por su tamaño y calidad de construcción, muestran cuán próspero debe haber sido Bahrein en la antigüedad.

Dilmun siguió siendo el centro de comercio más importante de la región del Golfo a lo largo de su historia.

Después de los sumerios, los babilonios, los asirios, incluso los griegos, se asentaron en las islas, por su importancia estratégica en el movimiento de mercancías, norte y sur, este y oeste, por mar y por las rutas terrestres a las que daban acceso los mares. .

Los registros de sus relaciones diplomáticas con los reyes de Dilmun, algunos de cuyos nombres se conocen por los registros, atestiguan la importancia de las islas a lo largo de la antigüedad.

Todos dejaron evidencia de su presencia, conservada hoy en el Museo Nacional de Bahrein y en los inmensos sitios arqueológicos en los que Bahrein es particularmente rico.

Bahrein es un tesoro al aire libre del pasado, un legado único desde los tiempos más remotos, cuando los hombres comenzaron a llevar un registro de sus esperanzas, temores y logros.

Es el contemporáneo del antiguo Egipto con Sumer y los pueblos que les sucedieron, de las grandes ciudades del valle del Indo.

Principales períodos históricos de Dilmun:

Dilmun formativo (3200-2200 a.C.):

Es en este período que se produce la primera mención del nombre "Dilmun" en las inscripciones mesopotámicas. Habían surgido nuevas civilizaciones.

Se encontraron sellos cilíndricos de Dilmun que estaban impresos con historias de la vida cotidiana de los comerciantes de la época.

Estos descubrimientos confirmaron que el comercio existía ya a fines del cuarto milenio entre Mesopotamia, Dilmun (Bahréin), Magan (Omán), Melukhah y Harapah, las capitales del Valle del Indo, Mesopotamia y el Valle del Indo. Cada país ya había alcanzado un alto nivel de civilización en ese momento.

Los barcos que partieron de la desembocadura del Tigris y el Éufrates siempre se han detenido aquí para obtener suministros frescos de agua dulce y verduras. Los textos cuneiformes revelan que Dilmun se encontraba a dos días de distancia navegando desde Mesopotamia. Hace miles de años, los marineros trajeron aquí perlas, caparazones de tortuga, corales, hojas de palmera y cocos antes de zarpar hacia Magan o el valle del Indo.

En una tablilla antigua fechada en 3100 a.C. Dilmun se describe como un "Elysium" donde los habitantes eran eternamente jóvenes y no sufrían enfermedades, "donde el cuervo no croaba y los lobos y leones no devoraban a sus presas".

Dilmun temprano (2200-1600 a. C.):

Esta fue la Edad de Oro de Dilmun durante la cual alcanzó el cenit de su prosperidad e influencia. Dilmun controlaba las rutas comerciales y construía ciudades fortificadas, magníficos templos y miles de túmulos funerarios.

Dilmun medio (1600 - 1000 a.C.):

Mesopotamia estaba bajo el dominio kasita en ese momento. La correspondencia entre gobernantes, tablillas cuneiformes, sellos cilíndricos y cerámica en exhibición es evidencia de la interacción entre Dilmun y Mesopotamia.

Este período estuvo marcado por el declive del comercio del cobre, durante tanto tiempo controlado por Dilmun, y el cambio a un papel menos importante en el nuevo y floreciente comercio de incienso y especias. El descubrimiento del impresionante Palacio Uperi en Ras al Qalah aumentó enormemente nuestro conocimiento de este período.

La colección de sellos de Dilmun ocupa un lugar destacado en este Salón. Los sellos de sello redondos, a diferencia de los sellos cuadrados de las civilizaciones vecinas, son la principal evidencia de que Dilmun tenía sus propias relaciones comerciales con el mundo exterior. Las exhibiciones trazan la secuencia de desarrollo de los sellos de sellos a lo largo del tiempo, representada por la variedad de materiales y temas sociales y religiosos representados.

Cuando los califas de Bagdad fundaron Basora en la desembocadura de los ríos Tigris y Éufrates, los comerciantes de Bahrein se hicieron a la mar una vez más y navegaron hacia China, cuyas rutas habían sido abiertas por los navegantes omaníes en el siglo VIII. Nuevamente, se utilizó Bahrein como puerto de escala, y aquí se han encontrado una gran cantidad de celadones y porcelana chinos. En el muro de Qal-at Al-Bahrain, los arqueólogos encontraron una amplia variedad de monedas indias, chinas y árabes con inscripciones cúficas.

Algunos arqueólogos creen que Bahrein acuñó su propio dinero entre los siglos X y XIII.

Muchos arqueólogos y geógrafos, que han verificado de cerca todos los hallazgos sobre Bahrein, no solo creen que Bahrein fue el centro de una civilización floreciente, sino que el imperio Dilmun puede haberse extendido incluso hasta Arabia e Irán.

El nombre Dilmun está asociado con el de Enki, el dios de la sabiduría y el agua, y el Gilgamesh, rey de Uruk en Mesopotamia, cuya saga narra un maravilloso cuento mitológico: una combinación de 'Las mil y una noches' e imágenes de la Biblia. .

Arqueólogos de Estados Unidos, Gran Bretaña y Dinamarca han podido reunir piezas de esta saga y han llegado a la conclusión de que 'La saga de Gilgamesh', escrita mucho antes de la Ilíada y la Odisea, es la primera pieza escrita de un libro preservado. literatura.

Hace miles de años, los marineros trajeron aquí perlas, caparazones de tortuga, corales, hojas de palmera y cocos antes de zarpar hacia Magan o el valle del Indo.

Cuando los califas de Bagdad fundaron Basora en la desembocadura de los ríos Tigris y Éufrates, los comerciantes de Bahrein se hicieron a la mar una vez más y navegaron hacia China, cuyas rutas habían sido abiertas por los navegantes omaníes en el siglo VIII. Nuevamente, se utilizó Bahrein como puerto de escala, y aquí se han encontrado una gran cantidad de celadones y porcelana chinos. En el muro de Qal-at Al-Bahrain, los arqueólogos encontraron una amplia variedad de monedas indias, chinas y árabes con inscripciones cúficas.

Algunos arqueólogos creen que Bahrein acuñó su propio dinero entre los siglos X y XIII.

Muchos arqueólogos y geógrafos, que han verificado de cerca todos los hallazgos sobre Bahrein, no solo creen que Bahrein fue el centro de una civilización floreciente, sino que el imperio Dilmun puede haberse extendido incluso hasta Arabia e Irán.

En una antigua tablilla fechada en 3100 a. C., Dilmun se describe como un "Elíseo" donde los habitantes eran eternamente jóvenes y no sufrían enfermedades, "donde el cuervo no croaba y los lobos y los leones no devoraban a sus presas".

El nombre Dilmun está asociado con el de Enki, el dios de la sabiduría y el agua, y el Gilgamesh, rey de Uruk en Mesopotamia, cuya saga narra un maravilloso cuento mitológico: una combinación de 'Las mil y una noches' e imágenes de la Biblia. .

Arqueólogos de Estados Unidos, Gran Bretaña y Dinamarca han podido reunir piezas de esta saga y han llegado a la conclusión de que 'La saga de Gilgamesh', escrita mucho antes de la Ilíada y la Odisea, es la primera pieza escrita de un libro preservado. literatura.

Para los sumerios, Mashu era una montaña sagrada. Su nombre significa "gemelo" en acadio, y así fue representado en los sellos cilíndricos babilónicos: una montaña de dos picos, descrita por los poetas como la sede de los dioses y el inframundo.

Las referencias o alusiones a Mount.Mashu se encuentran en tres episodios del ciclo de Gilgamesh que datan entre el tercer y segundo milenio antes de Cristo.

Mashu estaba ubicado en un bosque en la "tierra de los vivos", donde están escritos los nombres de los famosos.

Se alude en el episodio "Gilgamesh y Humbaba".

En esta historia, Gilgamesh y su amigo, Enkidu, viajan al bosque de cedros (o pinos) que está gobernado por un monstruo demoníaco llamado Humbaba.

Si bien sus motivos para ir al bosque incluían ganar renombre, también está claro que querían la madera que contenía. Humbaba, quien había sido designado por el dios Enlil para proteger el Bosque, es representado como un gigante tuerto con los poderes de una tormenta y aliento de fuego, quizás la personificación de un volcán. Es solo con la ayuda de otro dios y un arma forjada mágicamente que Gilgamesh triunfa sobre Humbaba.

Pero antes de su batalla, Gilgamesh y Enkidu miran con asombro la montaña llamada "la montaña de los cedros, la morada de los dioses y el trono de Ishtar". Suben a la montaña, le sacrifican cereales y, en respuesta, la montaña les envía sueños desconcertantes sobre su futuro. Cuando comienzan a talar árboles, Humbaba siente su presencia y, enfurecido, fija su ojo de muerte en la pareja. Aunque Gilgamesh finalmente derrota al monstruo, Enkidu finalmente se debilita y muere por la mirada y la maldición de Humbaba. Además de su reputación como la "tierra de los vivos", este bosque también es un camino al inframundo o al otro mundo.

Pues justo después de matar a Humbaba, Gilgamesh continúa en el bosque y "descubrió la morada sagrada de los Anunnaki", viejos dioses que, como los titanes griegos, habían sido desterrados al inframundo. Además, Gilgamesh parece entrar en un trance similar a la muerte aquí y en la misma región general, la diosa Ishtar, a quien Gilgamesh despreció, amenazó con romper las puertas del infierno y traer a los muertos a comer con los vivos.

Mashu se menciona directamente en el episodio "Gilgamesh y la búsqueda de la vida eterna". Esta historia se desarrolla después de la muerte del amigo de Gilgamesh, Enkidu, una experiencia desgarradora que hace que Gilgamesh se enfrente a su propia mortalidad y vaya en busca de la vida eterna. De camino a Utnapishtim, el único mortal que logró la inmortalidad, Gilgamesh llega a Mashu, la gran montaña que protege el sol naciente y poniente.

Sus picos gemelos son tan altos como la pared del cielo y sus raíces llegan hasta el inframundo. En su puerta los Escorpiones montan guardia, mitad hombre y mitad dragón, su gloria es aterradora, su mirada golpea a los hombres con la muerte, su halo resplandeciente barre las montañas que protegen el sol naciente ".

Gilgamesh es capaz de convencer a la gente Escorpión de que abran la puerta y le permitan entrar en el largo túnel que atraviesa las montañas. Finalmente, Gilgamesh emerge del túnel hacia un fantástico Jardín de los dioses, cuyos árboles tienen joyas brillantes en lugar de frutas.

En opinión de varios eruditos, Mashu es también la montaña mencionada en la historia que Utnapishtim le contó a Gilgamesh. Utnapishtim, a veces llamado el "Noé sumerio", le dijo a Gilgamesh cómo los dioses se enojaron con la humanidad y decidieron el Diluvio como un medio para exterminarlo. Un dios comprensivo advirtió a Utnapishtim y le dijo que construyera un bote y lo abordara con su familia, parientes, artesanos y la semilla de todas las criaturas vivientes.

Después de seis días de tormentas e inundaciones, el barco de Utnapishtim aterrizó en una montaña. Soltó una paloma y una golondrina, las cuales regresaron a él. Luego soltó un cuervo que no regresó Utnapishtim y su familia bajó de la montaña. Cuando los dioses descontentos finalmente se reconcilian con el resurgimiento de la humanidad, Utnapishtim y su esposa son llevados por el dios Enlil a vivir en el lugar bendito donde Gilgamesh lo encontró "en la distancia, en la desembocadura de los ríos".

En su estudio clásico, Armenia en la Biblia, el padre Vahan Inglizian comparó los mitos anteriores con los relatos bíblicos del Jardín del Edén (Génesis 2) y el Diluvio (Génesis 7-8), los cuales ubicó en el este de Asia. Menor.

Al aceptar la ecuación de Lehmann-Haupt del túnel a través de Mashu con el túnel subterráneo de Tigris que se encuentra de forma natural cerca de Bylkalein, Inglizian sugirió que Mashu debería buscarse en la cordillera armenia Taurus, al sur del lago Van.

Está en esta misma zona sur, en lugar de en Mount. Ararat, que muchos eruditos, incluido Inglizian, colocan la montaña de Noé (Gen. 8.4).

Inglizian sugirió que la frase "en la desembocadura de los ríos" que describe la tierra bendita donde vivía Utnapishtim, debería entenderse como "en las fuentes de los ríos [Tigris y Éufrates]".

Este Dilmun celestial de la mitología mesopotámica se identificó más tarde con Bahrein en el Golfo Pérsico.


Dilmun - la cuna de la civilización

Dilmun está asociado con sitios antiguos en las islas de Bahrein en el Golfo Pérsico, la Cuna de la Civilización.

Dilmun (a veces transcrito Telmun) se asocia con sitios antiguos en las islas de Bahrein en el Golfo Pérsico. Debido a su ubicación a lo largo de las rutas comerciales marítimas que unen Mesopotamia con la civilización del valle del Indo, Dilmun se desarrolló en la Edad del Bronce, desde ca. 3000 aC, en una de las mayores centrales comerciales del mundo antiguo.

Existe evidencia tanto literaria como arqueológica del comercio entre Mesopotamia y el Valle del Indo (probablemente identificado correctamente con la tierra llamada Meluhha en acadio). Evidentemente, las impresiones de sellos de arcilla de la ciudad de Harappa, en el valle del Indo, se usaron para sellar paquetes de mercancías, como atestiguan las impresiones de sellos de arcilla con marcas de cordón o saco en el reverso.

Varias de estas focas del valle del Indo han aparecido en Ur y otros sitios de Mesopotamia. Los tipos de sellos circulares del Golfo Pérsico en lugar de enrollados, conocidos de Dilmun, que aparecen en Lothal en Gujarat, India, y Faylahkah, así como en Mesopotamia, son una corroboración convincente del comercio marítimo de larga distancia. En qué consistía el comercio es menos seguro: madera y maderas preciosas, marfil, lapislázuli, oro y artículos de lujo como cornalina y cuentas de piedra vidriada, perlas del Golfo Pérsico, incrustaciones de conchas y huesos, estaban entre los productos enviados a Mesopotamia. a cambio de plata, estaño, tejidos de lana, aceite de oliva y cereales. Los lingotes de cobre, ciertamente, el betún, que se produjo naturalmente en Mesopotamia, pueden haber sido intercambiados por textiles de algodón y aves domésticas, productos principales de la región del Indo que no son nativos de Mesopotamia; todos estos han sido ejemplos.

Los documentos comerciales de Mesopotamia, las listas de bienes y las inscripciones oficiales que mencionan a Meluhha complementan los sellos de Harappa y los hallazgos arqueológicos. Las referencias literarias al comercio de Meluhhan datan de los períodos acadio, la tercera dinastía de Ur e Isin-Larsa (ca. 2350-1800 a. C.), pero el comercio probablemente comenzó en el período dinástico temprano (hacia 2600 a. C.). Es posible que algunos barcos de Meluhhan navegaran directamente a los puertos de Mesopotamia, pero en el período Isin-Larsa, Dilmun monopolizó el comercio. En el período subsiguiente del Antiguo Babilónico, el comercio entre las dos culturas evidentemente había cesado por completo.

El Museo Nacional de Bahrein evalúa que su & quot; Edad de Oro & quot duró ca. 2200-1600 a.C. Su declive se remonta al momento en que la civilización del valle del Indo colapsó repentina y misteriosamente, a mediados del segundo milenio antes de Cristo. Esto, por supuesto, habría despojado a Dilmun de su importancia como centro comercial entre Mesopotamia e India. La decadencia del gran comercio marítimo con el este puede haber afectado el cambio de poder hacia el norte observado en la propia Mesopotamia.

La evidencia sobre las culturas humanas neolíticas en Dilmun proviene de herramientas y armas de pedernal. De períodos posteriores, las tablillas cuneiformes, los sellos cilíndricos, la cerámica e incluso la correspondencia entre gobernantes arrojan luz sobre Dilmun. Existen registros escritos que mencionan el archipiélago en fuentes sumerias, acadias, persas, griegas y latinas.

Dilmun, a veces descrito como `` el lugar donde sale el sol '' y `` la tierra de los vivos '' es el escenario de un mito de la creación sumerio y el lugar donde el héroe sumerio deificado del diluvio, Ziusudra (Utnapishtim), fue llevado por los dioses para vivir. siempre.

Se menciona a Dilmun como vasallo de Asiria en el siglo VIII a. C. y alrededor del 600 a. C., se había incorporado por completo al Imperio Neobabilónico. Dilmun luego cae en un eclipse profundo marcado por el declive del comercio del cobre, durante tanto tiempo controlado por Dilmun, y el cambio a un papel menos importante en el nuevo comercio de incienso y especias. El descubrimiento de un palacio impresionante en el sitio de Ras al Qalah en Bahrein promete aumentar el conocimiento de este período tardío.

De lo contrario, prácticamente no hay información hasta el paso de Nearchus, el almirante a cargo de la flota de Alejandro Magno a su regreso del valle del Indo. Sin embargo, Nearchus se mantuvo en la costa iraní del Golfo y no pudo haberse detenido en Dilmun. Nearchus estableció una colonia en la isla de Falaika frente a la costa de Kuwait a fines del siglo IV a. C., y exploró el Golfo, quizás menos tan al sur como Dilmun / Bahrein.

Desde la época de Nearchus hasta la llegada del Islam en el siglo VII d.C., Dilmun / Bahréin fue conocido por su nombre griego de Tylos. La historia política de este período es poco conocida, pero Tylos fue en un momento parte del Imperio seléucida y de Characene y quizás parte del Imperio parto. Shapur II lo anexó, junto con el este de Arabia, al imperio persa sasánida en el siglo IV.

A diferencia de las tabletas y cilindros egipcios y mesopotámicos, el legado de Dilmun se ha descubierto en sellos circulares. Las formas primitivas de imágenes talladas en el sello indican que se usaron como amuletos o talismán. Talladas en madera, conchas de esteatita o metal, estas imágenes definen claramente una sociedad compleja. Templos en el centro del pueblo agrario, pueblos, ciudades-estado, vida cultural religiosa y económica. Todas las facetas del surgimiento de una sociedad evolutiva se reflejan en las inscripciones sobre los sellos.

Las impresiones encontradas en cerámica y propiedades son un uso probable de los sellos. Enterrarlos con los muertos probablemente fue para evitar un uso indebido. Pequeños fragmentos que se encuentran impresos sugieren la identificación de una propiedad. Claramente había un valor intrínseco que cada sello cuenta una historia, tiene una identidad.

Los sellos representan a Enki, Dios de la sabiduría y el agua dulce. Gilgamesh como una figura masiva y heroica, el sombrero del 'Toro del cielo'. Sirvientes de las damas de las montañas 'Inanas' con sus signos triangulares que representan el espacio para su poder. 'Nana' es el dios de la luna que también fue llamado 'pecado'. El símbolo era la cabeza del toro del cielo. Inana, diosa de la inmortalidad.

De los sueños de Gilgamesh, a la filosofía de vida. Los sellos que representan una vida armoniosa con la naturaleza y Dios están pintados aquí con los colores y la forma que espero que disfruten. Los colores excitan y estimulan naturalmente, a menudo sexualmente. Indiscutiblemente, los antiguos mitos de la inmortalidad y la resurrección influyeron en las creencias de Dilmun y están abundantemente respaldados en los diseños de los sellos, representados por los dioses del sol y la luna.

Los textos mesopotámicos describían a Tilmun como situado en la "boca" de dos cuerpos de agua. La península del Sinaí, con forma de triángulo invertido, comienza donde el Mar Rojo se divide en dos brazos: el golfo de Suez al oeste y el golfo de Elat (golfo de Aqaba) al este.

Los textos hablaban de la montañosa Tilmun. De hecho, la península del Sinaí está formada por una parte sur montañosa alta, una meseta central montañosa y una llanura norte (rodeada de montañas), que se nivela a través de colinas arenosas hasta la costa mediterránea. Sargón de Akkad afirmó que alcanzó como "lavó sus armas" en el Mediterráneo "las tierras del mar", las tierras a lo largo de la costa del Mediterráneo, "tres veces rodeé a Tilmun que capturó mi mano". Sargón II, rey de Asiria en el siglo VIII a. C., afirmó que había conquistado la zona que se extendía "desde Bit-Yahkin en la orilla del mar salado hasta la frontera de Tilmun". El nombre 'Mar Salado' ha sobrevivido hasta el día de hoy como un nombre hebreo para el Mar Muerto, otra confirmación de que Tilmun se encontraba cerca del Mar Muerto.

La cuna de la civilización a veces se hace referencia con el nombre de Dilmun o Tilmun.Aquí, se dijo, el dios Ea y su esposa fueron colocados para instituir "una era sin pecado de completa felicidad".

Aquí también los animales vivían en paz y armonía, el hombre no tenía rival y el dios Enlil "en una lengua alabó". También se describe como una `` morada de los inmortales '' pura, limpia y `` brillante '' donde la muerte, la enfermedad y el dolor son desconocidos y a algunos mortales se les ha dado `la vida como un dios ', palabras que recuerdan al Airyana Vaejah, el reino de los inmortales en el mito y la leyenda iraní, y el Edén de la tradición hebrea

Aunque Dilmun es equiparado por la mayoría de los estudiosos con la isla de Bahrein en el Golfo Pérsico, hay evidencia que sugiere que un Dilmun mítico mucho más temprano estaba ubicado en una región montañosa más allá de las llanuras de Sumer.

Pero dónde estaba exactamente ubicado Las inscripciones mesopotámicas no dicen, sin embargo, el texto zoroástrico de Bundahishn y los registros cristianos de Arbela en el Kurdistán iraquí se refieren a un lugar llamado Dilamn como habiendo existido alrededor de la cabecera del Tigris, al suroeste del lago Van. - la misma área en la que se dice que se ubicó el Edén bíblico.

Además, se decía que Ea (el acadio Enki) presidía la explanada de los dos ríos más grandes de Mesopotamia, el Tigris y el Éufrates, que se muestran en representaciones como fluyendo de cada uno de sus hombros.

Sin duda, esto habría significado que las cabeceras, o fuentes, de estos ríos habrían sido consideradas sagradas para Ea por las culturas de la Media Luna Fértil de Mesopotamia.

- Zecharia Sitchin La escalera al cielo

Dilmun era supuestamente una tierra mágica, el lugar de nacimiento de los dioses y el lugar donde se dice que las artes de la civilización se transmitieron por primera vez a los hombres. Fue tema de muchas leyendas contadas por los sumerios, la gente del sur de Irak era famosa por ser una tierra donde la muerte y la enfermedad eran desconocidas y los hombres y los animales vivían en paz juntos.

Fue el hogar del rey sumerio que fue el origen del mito de Noé, el inmortal superviviente del Gran Diluvio, una historia contada en el Corán y la Biblia.

El primer gran héroe de la literatura mundial, Gilgamesh, el rey de Uruk, viajó a Dilmun en busca del secreto de la eterna juventud.

Lo encontró en las profundidades de las aguas del Golfo Pérsico, frente a Bahrein, pero lo perdió cuando la flor que restauró la juventud de quienes la buscaban fue robada por una serpiente, que acechaba en un estanque mientras Gilgamesh regresaba a su reino. razón por la cual la serpiente se muda de piel.

Simbolismo: todo es mito y metáfora en nuestra realidad

* agua: flujo de conciencia - creación

* restaurar la juventud: salir del cuerpo físico y regresar a formas de sonido, luz y color de alta frecuencia

* serpiente: ADN - el experimento biogenético humano en el tiempo y la emoción

* reino - Leo - León - Rey - Omega - cierre

Dilmun fue también el centro de las rutas comerciales más importantes del tercer y segundo milenio antes de Cristo. El producto más importante era el cobre, por el que Dilmun era famoso y las fechas por las que Bahréin siempre se celebró, desde la antigüedad hasta la actualidad.

Debido a que Dilmun era una tierra tan sagrada, se construyeron muchos templos allí, cuyos impresionantes restos se pueden ver hoy. El templo más grande y espléndido que sobrevive en Asia occidental se encuentra en Barbar, en la costa norte de Bahrein.

El más famoso de todo el rico patrimonio arqueológico de Bahrein son los 200.000 túmulos que son una característica del paisaje en la mitad norte de la isla y que, por su tamaño y calidad de construcción, muestran cuán próspero debe haber sido Bahrein en la antigüedad.

Dilmun siguió siendo el centro de comercio más importante de la región del Golfo a lo largo de su historia.

Después de los sumerios, los babilonios, los asirios, incluso los griegos, se asentaron en las islas, por su importancia estratégica en el movimiento de mercancías, norte y sur, este y oeste, por mar y por las rutas terrestres a las que daban acceso los mares. .

Los registros de sus relaciones diplomáticas con los reyes de Dilmun, algunos de cuyos nombres se conocen por los registros, atestiguan la importancia de las islas a lo largo de la antigüedad.

Todos dejaron evidencia de su presencia, conservada hoy en el Museo Nacional de Bahrein y en los inmensos sitios arqueológicos en los que Bahrein es particularmente rico.

Bahrein es un tesoro al aire libre del pasado, un legado único desde los tiempos más remotos, cuando los hombres comenzaron a llevar un registro de sus esperanzas, temores y logros.

Es el contemporáneo del antiguo Egipto con Sumer y los pueblos que les sucedieron, de las grandes ciudades del valle del Indo.


No se han encontrado resultados

No se pudo encontrar la página solicitada. Intente refinar su búsqueda o use la navegación de arriba para ubicar la publicación.

Entradas populares

Anuncio:

Utilizamos cookies para brindarle la mejor experiencia en nuestro sitio web.

Puede obtener más información sobre qué cookies estamos utilizando o desactivarlas en la configuración.

Pin en Pinterest

Este sitio web utiliza cookies para que podamos brindarle la mejor experiencia de usuario posible. La información de las cookies se almacena en su navegador y realiza funciones como reconocerlo cuando regresa a nuestro sitio web y ayudar a nuestro equipo a comprender qué secciones del sitio web le resultan más interesantes y útiles.

Las cookies estrictamente necesarias deben estar habilitadas en todo momento para que podamos guardar sus preferencias para la configuración de cookies.

Si desactiva esta cookie, no podremos guardar sus preferencias. Esto significa que cada vez que visite este sitio web deberá habilitar o deshabilitar las cookies nuevamente.

Este sitio web utiliza Google Analytics para recopilar información anónima, como el número de visitantes al sitio y las páginas más populares.

Mantener esta cookie habilitada nos ayuda a mejorar nuestro sitio web.

¡Habilite primero las cookies estrictamente necesarias para que podamos guardar sus preferencias!


Opciones de acceso

(1) Para referencias detalladas, cf. BASOR (Boletín de la Escuela Americana de Investigación Oriental), No. 96 (1944), 18, nota 4 y JAOS (Revista de la Sociedad Oriental Americana), 74 (1954), 6, nota 5.

(2) Cfr. los informes preliminares en Kuml (1954-1962) y Científico americano, vol. 203 (1960), 62-71.

(3) Para referencias cf. BASOR, 96 (1944), 18, nota 3.

(5) Cualquiera que sea el nombre de la tierra de la 'civilización del Indo', no hay duda de que los escribas de Mesopotamia la conocían, ya que el hecho de que varios sellos del Indo inscritos con los caracteres pictográficos del Indo se hayan excavado en Sumer y indudablemente muchos más aguardan la pala excavadora, lo que prueba de manera concluyente que existía un comercio considerable entre las dos tierras. De hecho, hay buenas razones para suponer que los comerciantes indus se establecieron más o menos permanentemente en varias de las ciudades sumerias, cf. p.ej. V. G. Childe, Nueva luz sobre el antiguo Cercano Oriente (1953), 69-171. Para una bibliografía detallada sobre la civilización del Indo, cf. ahora Sir Mortimer Wheeler, India temprana y Pakistán (1959), 184-185, 189, y agregue Raikes y Dyson, "El clima prehistórico de Baluchistán y el valle del Indo". (Antropólogo estadounidense, 63 (1961), S. R. Rao, "Nueva luz sobre la civilización del valle del Indo", Illustrated London News (25 de febrero y 11 de marzo de 1961) GF Dales, 'Harappan Outposts on the Makran Coast', ANTIQUITY, XXXVI (1962), 86-92 BB Lal, 'A New Indo Valley Provincial Capital Discovered: Excavations at Kalibangan in Northern Rajasthan' , Noticias ilustradas de Londres (24 de marzo de 1962). El presente escritor, con la ayuda de una beca del American Council of Learned Societies, pasó unos dos meses en India y Pakistán (diciembre de 1960 y enero de 1961) donde estudió los artefactos del Indo ubicados en los museos de Karachi, Lahore. , y Nueva Delhi discutieron los diversos aspectos de la civilización del Indo con los arqueólogos de Pakistán y la India y visitaron Harappa, Mohenjo-Daro, Kot Diji, Amri (donde JM Casal estaba excavando en ese momento), Rupar (acompañado por su excavadora R. Shamra) y Lothal (donde todavía se estaba llevando a cabo la excavación del 'astillero').

(6) Para el texto traducido y referencias detalladas cf. ANET (Textos del Antiguo Cercano Oriente, James Pritchard, editor, 1955), 47-50, y Gilgameš et sa Légende (Cahiers du Groupe François-Thureau-Dangin 1, 1960), 63-66.

(7) Al estudiar más el texto, me di cuenta de que ambos supuestos eran insostenibles (ver Revista de estudios cuneiformes, 1 (1947), 35, nota 214 para el argumento), y la "búsqueda del paraíso" fue, por tanto, provocada por una interpretación textual errónea.

(8) Para el texto traducido y las referencias bibliográficas, cf. UNA RED, 42-44.

(9) Para el texto traducido y las referencias bibliográficas, cf. UNA RED, 37-41.

(10) Para una lista detallada de los textos en los que se menciona a Dilmun, cf. Madrigueras Orientalia, 30, 3 y siguientes Weidner, AfO (Archiv für Orient forschung), XV (1945-51), 169-170 Cornualles, BASOR, 103 (1946), 3 y sigs., Y Revista de estudios cuneiformes, vi (1952), 137 y sigs. Oppenheim, JAOS, 74 (1954), 6 y sigs.

(11) La ubicación de Magan y Meluhha todavía se debate mucho. La mayoría de los cuneiformistas probablemente estarían de acuerdo en que alrededor del 1500 a.C. sobre Magan y Meluhha correspondía aproximadamente al antiguo Egipto y Etiopía (para referencias bibliográficas, véase Weidner, AfO, XVI, 1952, 1 y sigs.). En los períodos anteriores se pensó generalmente que esta identificación era poco probable, ya que implicaría la suposición aparentemente increíble de que los pueblos de esos primeros días tenían barcos que navegaban por el mar que podían llegar a las costas de África. Esto ha llevado a la hipótesis de que a lo largo de los milenios hubo un cambio en la toponomía, es decir, que en el tercer y principios del segundo milenio a.C. los nombres Magan y Meluhha en realidad correspondían a Baluchistán e India y solo más tarde fueron transferidos a Egipto y Etiopía (cf. ahora Leemans, Revista de Historia Económica y Social de Oriente, 21-37). Ahora bien, metodológicamente hablando, la verificación de una hipótesis que implica un cambio de nombre en los documentos cuneiformes de países tan importantes como Magan y Meluhha debería basarse en pruebas razonablemente seguras y decisivas. Pero a día de hoy este no es el caso, hay muchas razones para creer que los escribas mesopotámicos tenían una idea clara de la ubicación de los países más importantes del mundo a su alrededor. Así, por ejemplo, en el documento historiográfico "La maldición de Agade" (Kramer, La historia comienza en Sumer, 1961, 317 ss.) Encontramos a los meluhhaitas descritos como "la gente de la tierra negra", una frase que se asemeja mucho a la expresión "los meluhhaitas negros" (es decir, etíopes) que se encuentra en las inscripciones mucho más tardías de Esarhaddon (cf. Weidner, AfO, XVI, 1952, 7-8, sub 12 y 16).

(12) El texto fue identificado y copiado por C. J. Gadd y será publicado en un próximo volumen Ur Excavations dedicado a los textos literarios sumerios bajo la autoría conjunta del Sr. Gadd y el escritor.

(13) Cfr. Figulla y Martin, Cartas y documentos del período babilónico antiguo (1953), y el valioso e esclarecedor estudio de Leo Oppenheim "The Seafaring Merchants of Ur" en JAOS, 74 (1954), 6-17 en mi opinión, sin embargo, Oppenheim yerra en su localización de Dilmun, Magan y Meluhha.

(14) Para el carácter marítimo de la civilización del Indo, cf. especialmente los artículos de Dales y Rao citados en la nota 5.

(15) Enki es un compuesto sumerio que significa "Señor de la Tierra". Pero desde los primeros días Enki tuvo otro nombre, Ea, una palabra cuya etimología es bastante incierta, no es del todo imposible que perteneciera al idioma hablado por uno de los pueblos ‘Obaidan’ (ver nota 17).

(16) El mito de Dilmun tampoco es la única composición sumeria que caracteriza a Dilmun como una tierra digna de mención por su pureza y limpieza. En "Enki y el orden mundial", un poema mitológico de cerca de 500 líneas, publicado en Wissenshaftliche Zeitschrift der Friedrich-Schiller-Universitat Jena 9 (1959-60), 221-256, encontramos a Dilmun entre las tierras cuyo destino es decretado por Enki mientras organiza la tierra y sus procesos culturales. El pasaje que involucra a Dilmun consta de seis líneas, pero solo dos de ellas están completamente conservadas de manera bastante interesante, estas dicen:

Él (Enki) limpió y purificó Dilmun,

Puso a cargo a la diosa Ninsikilla.

De hecho, Ninsikilla, el nombre de la diosa a quien Enki encargó del cuidado de Dilmun, es una palabra compuesta sumeria, que significa "la reina pura", lo que probablemente sea una indicación más del valor que se le da a la pureza y la limpieza en Dilmun.

(17) Si esta hipótesis es correcta, es posible que tengamos algunos datos lingüísticos que podrían resultar de no poco valor para la lengua y la escritura del Indo. Porque aunque todavía no sabemos prácticamente nada sobre la gramática y la estructura del idioma ubaidiano, sí conocemos una serie de palabras ubaidianas que denotan nombres de lugares y ocupaciones. Los nombres de los dos grandes ríos mesopotámicos, el Tigris y el Éufrates, o idiglat y buranun como leen en los textos cuneiformes, son palabras ubaidianas, no sumerias. También lo son los nombres de los centros urbanos más importantes de "Sumer": Eridu, Ur, Larsa, Isin, Adab, Kullab, Lagash, Nippur y Kish. De hecho, la propia palabra Dilmun puede, como la palabra buranun para el Éufrates, sé Ubaidian. Más importante aún, palabras tan culturalmente significativas como engar (granjero), udul (pastor), shupeshdak (pescador), apin (arado), apsin (surco), nimbar (palma), enfurruñarse (fecha), tibira (obrero metalúrgico), simug (Herrero), nangar (carpintero), adular (canasta de mercado), ishbar (tejedor), Ashgab (Peletero), pahar (alfarero), shidim (albañil), y tal vez incluso Damgar (comerciante), son probablemente todos Ubaidianos en lugar de sumerios, como se ha asumido habitualmente (cf. Benno Landsberger, "Die Sumerer" en Ankara Universitesi, Dil re Tarih-Cografya Dergisi, 1943-45). Y si las inscripciones en los sellos del Indo contienen no solo el nombre del remitente o consignatario de las mercancías a las que se adjuntaron sus impresiones de arcilla, sino también su ocupación, no es imposible que una u otra de las palabras mencionadas anteriormente sean encontrado entre ellos.


Las excavaciones de Bahrein revelan una de las civilizaciones más antiguas

A pesar de su antigüedad, se sabe comparativamente poco sobre la cultura avanzada representada en Saar.

El sitio en Bahrein, que se cree que es el lugar de la enigmática civilización Dilmun, fue discutido recientemente en una conferencia en Manama, la capital de la nación del Golfo, organizada por el organismo educativo, científico y cultural de la ONU (Unesco).

La reunión se dedicó a un amplio debate sobre el turismo patrimonial. Bahrein es una sede regional de la Unesco y uno de sus principales atractivos es la abundancia de sitios antiguos.

En Saar (que lleva el nombre de la aldea moderna más cercana), con el sol abrasador que se eleva cada vez más alto en el cielo, un arqueólogo bahreiní explicó pacientemente a un grupo de trabajadores cómo volver a apuntar una pared baja en un estado cercano al colapso.

Este meticuloso mantenimiento del asentamiento arqueológico marca un punto de inflexión en la forma en que los especialistas de Bahrein tratan el vasto depósito de restos históricos de la isla.

Según Salman al-Mahari, el arqueólogo bahreiní a cargo, el asentamiento de Saar se divide en dos: una zona residencial y, a poca distancia, el cementerio donde los habitantes enterraron a sus muertos.

"Este sitio ha proporcionado mucha información sobre la vida diaria", explica. "Esto nos ha permitido comparar los hallazgos hechos aquí con objetos desenterrados en otros lugares de la isla". Es evidente que esta ciudad y cementerio se remontan a principios del período Dilmun.

Dilmun, una de las civilizaciones antiguas más importantes de la región y que se dice que data del tercer milenio antes de Cristo, era un centro en una importante ruta comercial entre Mesopotamia, la civilización más antigua del mundo y el valle del Indo en el sur de Asia.

También se cree que Dilmun tenía vínculos comerciales con sitios antiguos en Elam en Omán, Alba en Siria y Haittan en Turquía.

Como confirma Salman al-Mahari, el equipo ahora está preservando lo que se ha encontrado para garantizar que los hallazgos históricos sean accesibles.

"Durante 4.000 años, este sitio estuvo bajo tierra, por lo que estaba protegido", dice. "Ahora, después de la excavación, se expone a los elementos. No tenemos planes inmediatos para realizar más excavaciones. Queremos proteger el sitio e interpretar lo que hemos descubierto para los visitantes. & Quot

El sitio de Saar está lejos de ser la reliquia más significativa de la era Dilmun. En el extremo norte de la isla, las expediciones arqueológicas han descubierto siete niveles sucesivos de asentamientos en Qal & # x27at al Bahrain (el fuerte de Bahrein). Bajo el fuerte más antiguo y extenso, se han desenterrado tres ciudades consecutivas de Dilmun, así como una ciudad griega que data del 200 a. C.

El sitio es impresionante: las paredes exteriores encierran un área de varios cientos de metros cuadrados. En su centro se encuentran enormes piedras talladas que marcan la entrada y las paredes de una cámara que contiene un altar que una vez estuvo flanqueado por pilares revestidos de cobre.

Junto a ella hay otra estructura donde la presencia de huesos de animales ennegrecidos y tierra carbonizada sugieren una cámara para sacrificios a los dioses.

Al otro lado del altar central, un tramo de escalones tallados conduce a una piscina, un pozo profundo con paredes de piedra construido sobre uno de los numerosos manantiales subterráneos donde una de las tres principales deidades sumerias: Enki, el dios que habita en el agua. de sabiduría - supuestamente vivido.

La abundancia de agua dulce que fluye de los manantiales que todavía abastecen a la isla con gran parte de su agua potable fue una de las piedras angulares de Dilmun. La isla fue un oasis de fertilidad en la antigüedad en una región principalmente desolada. Esto podría haber dado lugar a la leyenda de que Bahrein incluso pudo haber sido el Jardín del Edén bíblico.

Pero como explica Abdullah Hassan Yehia, el guardián de Qal & # x27 en al Bahrein, la naturaleza fértil de la isla alentó algo más que la agricultura (Dilmun era famoso por su producción de vegetales). Existe una fuerte evidencia de prácticas y creencias religiosas que se pueden comparar con las de otras sociedades avanzadas de la época.

"El sistema de creencias aquí tiene mucho en común con los de Mesopotamia y el antiguo Egipto", dice. "La creencia en la otra vida se demuestra enterrando a los muertos con posesiones como herramientas, comida, vasos para beber y oro". Incluso hemos encontrado armas.

Abdullah Hassan Yehia también explica que los comerciantes de Dilmun tenían el monopolio del comercio de cobre, un bien precioso que se enviaba desde las minas de Omán a las ciudades de Mesopotamia. Pero desacredita la teoría de que Bahrein pudo haber sido utilizado por habitantes prehistóricos del continente árabe como cementerio.

La isla tiene aproximadamente 170.000 túmulos funerarios que cubren un área de 30 kilómetros cuadrados o el 5% del área principal de la isla.

La mayoría de los cementerios se remontan a los siglos II y III a. C., pero algunos son tan recientes como 2.000 años. Los túmulos funerarios más antiguos y más grandes, conocidos como las "Tumbas Reales", se encuentran en Aali y miden hasta 15 m de altura y 45 m de diámetro.

El arqueólogo Salman Al-Mahari está de acuerdo: “Había varios grandes centros de población en la isla. Hemos calculado que habría habido un número significativo de muertes tanto de adultos como de niños que habrían sido enterrados aquí ”, dice.

Este tipo de debate es exactamente lo que Khalifa Ahmed Al Khalifa, subdirector de programas del Centro regional árabe para el patrimonio mundial, desea fomentar.

"Se ha realizado mucho trabajo académico en las últimas décadas", recapitula. "La idea es simplificar e interpretar toda esta información académica para que la población local y los visitantes internacionales puedan comprender la importancia de nuestro patrimonio".

Usando Saar como ejemplo, continúa. “Incluye casas, restaurantes, locales comerciales, un cementerio y un lugar de culto. Todos estos son parte de una ciudad moderna & quot.

“Una de las características de Saar son sus complejos funerarios en forma de panal. Este es el tipo de cosas que la gente encuentra fascinante '', añade. "Siempre que se presente de forma fácilmente digerible".

Si bien la investigación académica continúa en la vida hace 4.000 años en Dilmun, con énfasis en el comercio, la dieta, los dioses, la alfarería y otras industrias, así como las costumbres funerarias locales, ahora hay un enfoque en hacer que todo sea interesante para el laico.

"Es todo un desafío al que nos enfrentamos", dice Khalifa Ahmed al-Khalif. & quot; Pero con la ayuda de la nueva tecnología, & # x27 podremos colocar a Baréin en el mapa [antiguo] mundial & quot.


Dilmun (arqueología)

Los archivos de Ea-naṣir se descubrieron en la casa del número 1 de Old Street, en el barrio AH de Ur (véase el catálogo de textos en el apéndice). Datadas del primer tercio del reinado de Rim-Sin, rey de Larsa (finales del siglo XIX a. C.), constituyen una fuente importante de nuestro conocimiento sobre las relaciones comerciales entre Mesopotamia y la tierra de Dilmun en el período babilónico antiguo.

Después de la publicación de sus copias en UET 5 en 1953, varios estudios revelaron la importancia de los archivos de Ea-naṣir (Oppenheim 1954, Leemans 1960, Butz 1979, Diakonoff 1990, Van De Mieroop 1992), y presentaron las ediciones de varios tabletas, pero en total, no se cubrió todo el corpus y las ediciones están sujetas a revisión. R. de Boer produjo así la edición electrónica de las 12 cartas pertenecientes a la correspondencia de Ea-naṣir, seguida por B. Fiette 2020, quien editó el resto del corpus: 12 documentos económicos y contables relacionados con las actividades de Ea-naṣir como comerciante , dos contratos para la compra de bienes inmuebles (no incluidos en este estudio), con lecturas que se beneficiaron de una misión de colación en el Museo Británico en enero de 2020. Por lo tanto, es el momento oportuno para escribir una nueva síntesis sobre los archivos de Ea-naṣir en el contexto de las relaciones comerciales entre Ur y Dilmun.

En fuentes cuneiformes, la tierra de Dilmun tiene fama de ser un centro comercial en el Golfo Pérsico, para diorita y cobre de la tierra de Magan, oro, marfil y cornalina del país de Meluhha. Dilmun y Mesopotamia habían mantenido relaciones comerciales desde el tercer milenio antes de Cristo. A principios del segundo milenio, Dilmun era un reino independiente que parece corresponder al archipiélago de Bahrein y la isla de Failaka, habiendo obviamente este último un punto de contacto para Dilmunite y comerciantes mesopotámicos, como Ea-naṣir.

En una carta, se hace referencia a Ea-naṣir como un comerciante que "va a Dilmun" (UET 5 81:26: a-li-ik te-el-muun). Viajó a Dilmun en barco para exportar productos de producción local como ropa, aceite, cereales y diversos productos vegetales. A cambio, trajo de vuelta a Ur lingotes de cobre, presumiblemente de la tierra de Magan, que luego redistribuyó a los inversores en sus empresas comerciales. Estos inversores eran principalmente particulares, pero también se puede ver que Ea-naṣir tiene relaciones comerciales con el Palacio de Larsa, el templo de Šamaš en Larsa y el templo de Nanna en Ur.

Los archivos comerciales de Ea-naṣir se estudian a lo largo de tres ejes. Primero, 6 enumera objetos récord invertidos por socios comerciales con comerciantes de âlik Dilmun en el marco del comercio marítimo en el Golfo Pérsico. Los inversores registrados son muchos, y cada uno aporta una pequeña cantidad de artículos: joyas, cajas, telas y una sola cantidad de plata. Estas listas identifican a los comerciantes e inversores recurrentes que también aparecen en la correspondencia de Ea-naṣir.

En segundo lugar, el estudio se centra en 3 tabletas que mencionan los diferentes tipos de productos exportados a Dilmun, como se enumeran anteriormente, además de los esclavos. Cabe señalar que la plata también se utilizó para pagar un impuesto de entrada y una escolta, según UET 5 471: 1-2.

La tercera parte del artículo trata de las importaciones de cobre de Dilmun a Ur. Se examinan dos tipos de fuentes. Dos documentos contables muestran que las actividades comerciales de Ea-naṣir involucraban toneladas de cobre, con uno que expresa pesos según el sistema de peso de Dilmun y el de Ur. La correspondencia de Ea-naṣir, tanto activa como pasiva, habla principalmente de retrasos en las entregas de cobre a los inversores, pero también de las quejas de estos mismos inversores sobre la mala calidad del cobre. Finalmente, la cuarta y última parte trata de una tablilla que registra un recuento de objetos denominados i-mu-tum, cuya naturaleza permanece desconocida: ¿son objetos de cuero?

Ea-naṣir y sus compañeros comerciantes intercambiaban toneladas de cobre de Dilmun a Ur. El bajo precio de este metal en comparación con la plata contribuyó a su propio enriquecimiento y al del mercado de Ur. Además, este metal era, junto con el estaño, indispensable para la industria del bronce. El comercio con el Golfo Pérsico era, por tanto, un importante interés económico para el puerto de Ur y el reino de Larsa.


La civilización Dilmun: un lugar importante para la mitología y el comercio antiguos - Historia

El sol se asoma a través de los arcos de Qal'at al-Bahrain

La industria de la cerámica es una de las industrias por las que Bahrein ha sido famoso desde la antigüedad y cuya difusión desde hace miles de años ha sido corroborada por la investigación arqueológica. Los alfareros de Bahrein creen que la artesanía se originó en el país, durante el tiempo que se conocía como Dilmun. Cierto o no, lo que sin duda está fuera de toda duda es que la gente de la era Dilmun, que se remonta al 2300 a. C., amaba la cerámica hermosa.

En 1996, los arqueólogos recuperaron de una necrópolis de Riffa una vasija de hombros redondeados rematada por un cuello ancho, cuya forma la coloca entre las obras maestras de la alfarería de Oriente Medio. Un par de años antes, una excavación arqueológica recuperó una hermosa jarra ovoide en arcilla roja pintada con bandas negras para simular surcos horizontales. Y una jarra alta con nervaduras de alrededor del 2000 a. C. revela un sentido del estilo con fragmentos de concha moteados que se disparan a través de la arcilla de color rojo pardusco. Se han recuperado muchas más piezas impresionantes de los miles de túmulos funerarios de la era Dilmun, lo que revela el amor que los residentes de la época tenían por la cerámica.

Sorprendentemente, este oficio todavía se practica casi exactamente de la misma manera que solía ser, con poco o ningún recurso a los dispositivos modernos. Las habilidades se han transmitido de generación en generación, y aunque el número de artesanos ha disminuido, los alfareros que todavía están en el oficio se han mantenido fieles a su tradición. Los alfareros todavía usan la rueda antigua, operada a pie, y las piezas terminadas a menudo se hornean en hornos construidos en túmulos funerarios cercanos.

Modelo de cámara: Canon EOS 5D Mark II Lente: EF70-200 mm f / 4L IS USM Longitud focal: 81,00 mm Apertura: 4,5 Tiempo de exposición: 1/100 s ISO: 160

Todos los derechos reservados - Copyright © Lucie Debelkova - www.luciedebelkova.com

Todas las imágenes son propiedad exclusiva y no pueden copiarse, descargarse, reproducirse, transmitirse, manipularse o utilizarse de ninguna manera sin el permiso expreso y por escrito del fotógrafo.

Delmon conocido en cerámica que presenta gráficos y formas que difieren de las civilizaciones vecinas, ya que la industria de la cerámica gráfica floreció sellos circulares de Dilmun que se usaron para probar la industria de la propiedad y las figurillas de cerámica y vasijas de cobre.

DHL International 225 (PCF) Reg: A9C-DHE & quotDilmun 902 & quot a punto de aterrizar en Shannon para pintar en IAC. Aeronaves con calcomanías en el fuselaje del & quot; Salón Aeronáutico Internacional de Bahrein & quot ;.

Ubicación: Lost Paradise of Dilmun Water Park (Bahrein)

Cámara: Canon EOS 400D DIGITAL

Se cree que alguna vez fue el centro de poder de la antigua civilización Dilmun, Qal'at al Bahrain (Fuerte de Bahrein) ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Originalmente un fuerte islámico, que data del siglo XVI d.C., este fue ocupado más recientemente por los portugueses.

La industria de la cerámica es una de las industrias por las que Bahrein ha sido famoso desde la antigüedad y cuya difusión desde hace miles de años ha sido corroborada por la investigación arqueológica. Los alfareros de Bahrein creen que la artesanía se originó en el país, durante el tiempo que se conocía como Dilmun. Cierto o no, lo que sin duda está fuera de toda duda es que la gente de la era Dilmun, que se remonta al 2300 a. C., amaba la cerámica hermosa.

En 1996, los arqueólogos recuperaron de una necrópolis de Riffa una vasija de hombros redondeados rematada por un cuello ancho, cuya forma la coloca entre las obras maestras de la alfarería de Oriente Medio. Un par de años antes, una excavación arqueológica recuperó una hermosa jarra ovoide en arcilla roja pintada con bandas negras para simular surcos horizontales. Y una jarra alta con nervaduras de alrededor del 2000 a. C. revela un sentido del estilo con fragmentos de concha moteados que se disparan a través de la arcilla de color rojo pardusco. Se han recuperado muchas más piezas impresionantes de los miles de túmulos funerarios de la era Dilmun, lo que revela el amor que los residentes de la época tenían por la cerámica.

Sorprendentemente, este oficio todavía se practica casi exactamente de la misma manera que solía ser, con poco o ningún recurso a los dispositivos modernos. Las habilidades se han transmitido de generación en generación, y aunque el número de artesanos ha disminuido, los alfareros que todavía están en el oficio se han mantenido fieles a su tradición. Los alfareros todavía usan la rueda antigua, operada a pie, y las piezas terminadas a menudo se hornean en hornos construidos en túmulos funerarios cercanos.

Modelo de cámara: Canon EOS 5D Mark II Lente: EF70-200 mm f / 4L IS USM Longitud focal: 200,00 mm Apertura: 4,0 Tiempo de exposición: 1/125 s ISO: 1000

Todos los derechos reservados - Copyright © Lucie Debelkova - www.luciedebelkova.com

Todas las imágenes son propiedad exclusiva y no pueden copiarse, descargarse, reproducirse, transmitirse, manipularse o utilizarse de ninguna manera sin el permiso expreso y por escrito del fotógrafo.

El primer Fuerte de Baréin se construyó hace unos tres mil años, en el pico noreste de la isla de Baréin. El fuerte actual data del siglo VI d.C.

El Qal'at al-Bahrain (en árabe: قلعة البحرين), también conocido como el Fuerte de Bahrein o Fuerte de Bahrein y anteriormente como el Fuerte de Portugal (Qal'at al Portugal) es un sitio arqueológico ubicado en Bahrein, en el Arabian Península. El Fuerte de Bahrein está registrado como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

El fuerte está ubicado en lo alto de una colina artificial de 17,5 hectáreas que se ha construido soportando más de 4.000 años de ocupación continua. También es el sitio de la antigua capital de Dilmun y es una de las excavaciones arqueológicas más prolíficas del Golfo Arábigo. Las excavaciones realizadas durante los últimos 50 años han revelado estructuras residenciales, públicas, comerciales y militares que dan testimonio de la importancia de ese lugar a lo largo de los siglos.

Abierto al público desde 2008, el área de exhibición del museo de sitio consta de 5 salas de exhibición organizadas alrededor del enorme Tell Wall con más de 500 artefactos exhibidos y se han revelado muchas capas interesantes de su legado histórico, que se resalta aún más con el uso de una audioguía. disponible para los visitantes.

El Qal'at al-Bahrain (en árabe: قلعة البحرين), también conocido como el Fuerte de Bahrein o Fuerte de Bahrein y anteriormente como el Fuerte de Portugal (Qal'at al Portugal) [1] [cita completa necesaria] es un arqueológico sitio ubicado en Bahrein, en la Península Arábiga. Las excavaciones arqueológicas realizadas desde 1954 han desenterrado antigüedades de un montículo artificial de 12 m (39 pies) de altura que contiene siete capas estratificadas, creadas por varios ocupantes desde el 2300 a.C. hasta el siglo XVIII, incluidos casitas, portugueses y persas. Alguna vez fue la capital de la civilización Dilmun y fue inscrita como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 2005. [2] [3] -wiki

Bahrein (i / bɑːˈreɪn /, árabe: البحرين Al Baḥrayn), oficialmente el Reino de Bahrein (árabe: مملكة البحرين Mamlakat al Baḥrayn, inglés: Reino de los Dos Mares), es un pequeño país insular con 1.234.596 habitantes ( 2010), ubicado cerca de las costas occidentales del Golfo Pérsico y gobernado por la familia real Al Khalifa. Mientras que Bahrein es un archipiélago de treinta y tres islas, la más grande (la isla de Bahrein) tiene 55 km (34 millas) de largo por 18 km (11 millas) de ancho.

Arabia Saudita se encuentra al oeste y está conectada con Bahrein a través de la Calzada del Rey Fahd, que se inauguró oficialmente el 25 de noviembre de 1986. Qatar está al sureste a través del Golfo de Bahrein. La calzada prevista de Qatar Bahrain Causeway unirá Bahrein y Qatar como el enlace fijo más largo del mundo.

Bahrein es conocido por su aceite y perlas. El país es el hogar de muchas estructuras grandes como el Bahrain World Trade Center y el Bahrain Financial Harbour y otros rascacielos, y se propone construir la torre Murjan supertall de 1.022 m (3.353 pies) de altura. Qal'at al-Bahrain (el antiguo puerto y capital de Dilmun) ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO [8]. El Circuito Internacional de Baréin es el circuito de carreras donde se lleva a cabo el Gran Premio de Fórmula Uno de Baréin.

Cámara: Canon EOS 5D Mark II

Objetivo: Canon EF 17-40 mm f / 4L USM

Justo en las afueras de Manama, en Bahrein, se encuentra un antiguo complejo con un fuerte portugués en razonablemente buenas condiciones y estos restos de un fuerte que data de hace 2.300 años construido por la civilización Dilmun.

"El Fuerte de Bahrein tiene una gran importancia histórica debido a su uso como capital de la civilización Dilmun, una guarnición portuguesa, un puerto comercial, un edificio residencial y un centro religioso.

Está construido a partir de un montículo artificial de 12 metros de altura (40 pies), formado por colonos humanos del 2300 a. C. a la década de 1700, y luego fue reconstruida usando un estilo grecorromano.

Esta estructura cuadrada se compone de piedras de alta calidad, torres en las cuatro esquinas (dos de las cuales forman la entrada principal), armas, artefactos, agujeros en lugares estratégicos utilizados para disparar flechas, tejas rojas que datan del período helenístico, monedas y un trinchera. & quot

El Qal'at al-Bahrain (قلعة البحرين en árabe), también conocido como el Fuerte de Bahrein o Fuerte Portugués, es un sitio arqueológico ubicado en Bahrein. Las excavaciones arqueológicas realizadas desde 1954 han desenterrado antigüedades de un montículo artificial a una altura de 39 pies (12 metros) que contiene siete capas estratificadas. Estas capas fueron creadas por varios ocupantes desde el 2300 a. C. hasta el siglo XVIII, incluidos los casitas, griegos, portugueses y persas. Alguna vez fue la capital de la civilización Dilmun y fue inscrita como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 2005.

Muharraq (en árabe: المحرق) (que significa Lugar de las Cenizas), es la segunda ciudad más grande de Bahrein y fue su capital hasta 1923. La ciudad de Muharraq fue fundada por la tribu Al Bin Ali Utub ya a finales del siglo XVII. ha sido durante mucho tiempo un centro de religiosidad. La ciudad está ubicada en la isla Muharraq. Los orígenes de la ciudad son antiguos, se remontan a la época de Dilmun hace unos cinco mil años, pero adquirió prominencia en los registros históricos durante la era de Tylos, cuando Bahrein quedó bajo el dominio de los griegos selucidas, y Muharraq era el centro de un culto pagano dedicado al dios tiburón, Awal. Los habitantes de la ciudad, que dependían de la navegación y el comercio para su sustento, adoraban a Awal en forma de una gran estatua de un tiburón ubicada en la ciudad.

Modelo de cámara: Canon EOS 5D Mark II Lente: EF70-200 mm f / 4L IS USM Longitud focal: 144,00 mm Apertura: 6,3 Tiempo de exposición: 1/320 s ISO: 200

Todos los derechos reservados - Copyright © Lucie Debelkova - www.luciedebelkova.com

Todas las imágenes son propiedad exclusiva y no pueden copiarse, descargarse, reproducirse, transmitirse, manipularse o utilizarse de ninguna manera sin el permiso expreso y por escrito del fotógrafo.

Sitio arqueológico del Fuerte de Bahrein. Un montículo artificial de varias capas creado por habitantes humanos desde el 2300 a. C.

Tomada por una cámara lanzada por una cometa.

Los túmulos funerarios de Dilmun es una necrópolis en Bahrein que se remonta a la era de Dilmun.

Un grupo danés estaba excavando la ciudad capital de la Edad del Bronce cuando abrieron algunos túmulos y descubrieron elementos de la misma cultura que datan de alrededor del 4100-3700 a. C. Muchos otros comenzaron a excavar más tumbas, brindándonos una vista de la construcción y el contenido de estas tumbas.

Cada uno de los túmulos está compuesto por una cámara central de piedra que está encerrada por una pared circular baja y cubierta por tierra y grava. El tamaño de los montículos varía, pero la mayoría de ellos miden 15 por 30 pies (4.5 por 9 m) de diámetro y tienen 3-6 pies (1-2 m) de altura. Los montículos más pequeños generalmente contienen solo una cámara. Las cámaras suelen ser rectangulares con una o dos alcobas en el extremo noreste. De vez en cuando hay pares adicionales de nichos a lo largo del medio de las cámaras más grandes.

Aunque las cámaras por lo general contenían un entierro cada una, algunas contienen varias personas y las cámaras secundarias a menudo no contienen ninguna. Por lo general, los difuntos se colocaban con la cabeza en el extremo de la alcoba de la cámara y acostados sobre su lado derecho. Los cadáveres iban acompañados de pocos elementos. Había algunas piezas de cerámica y ocasionalmente sellos de concha o de piedra, cestas selladas con asfalto, objetos de marfil, tinajas de piedra y armas de cobre. Los esqueletos son representativos de ambos sexos con una esperanza de vida de aproximadamente 40 años.

Los intentos de proteger los túmulos funerarios se han topado con la oposición de los fundamentalistas religiosos que los consideran antiislámicos y han pedido que se los cimente para la construcción de viviendas. Durante un debate parlamentario el 17 de julio de 2005, el líder del partido salafista Asalah, Sheikh Adel Mouwdah, dijo: “La vivienda para los vivos es mejor que las tumbas para los muertos. Debemos estar orgullosos de nuestras raíces islámicas y no de alguna civilización antigua de otro lugar y tiempo, que solo nos ha dado un frasco aquí y un hueso allá ''.

notas de fotografía: exposición prolongada 30 segundos al anochecer. PP con sala de luz.

Bahrein es el término árabe para "dos mares", en referencia a los manantiales de agua dulce que se encuentran dentro de los mares salados que lo rodean. Bahrein ha estado habitado desde la antigüedad.Su ubicación estratégica en el Golfo Pérsico ha traído el dominio y la influencia de los asirios, babilonios, persas y árabes, bajo los cuales la isla se convirtió en islámica.

Es posible que Bahrein se haya asociado con Dilmun, que es mencionado por las civilizaciones mesopotámicas. Durante su historia fue llamado por diferentes nombres como Awal, luego Mishmahig, cuando era parte del Imperio Persa. Desde el siglo III al VI a.C., Bahrein fue incluido en el Imperio Persa por los aqueménicos, una dinastía iraní. Desde el siglo III a. C. hasta la llegada del Islam en el siglo VII d. C., Bahrein estuvo controlado por otras dos dinastías iraníes de partos y sasánidas. Aproximadamente en el 250 a. C., la dinastía de los partos controló el golfo Pérsico y extendió su influencia hasta Omán.

Bahrein fue la última parada de nuestro crucero antes de regresar a Dubai y debo decir que me gustó. Tiene una sensación más tradicional como Omán, está menos edificado que Abu Dhabi o Dubai, aunque tiene algunos edificios bastante bonitos, este me llamó la atención.

El Qal'at al-Bahrain (قلعة البحرين en árabe), también conocido como el Fuerte de Bahrein o Fuerte Portugués, es un sitio arqueológico ubicado en Bahrein. Las excavaciones arqueológicas realizadas desde 1954 han desenterrado antigüedades de un montículo artificial a una altura de 39 pies (12 metros) que contiene siete capas estratificadas. Estas capas fueron creadas por varios ocupantes desde el 2300 a. C. hasta el siglo XVIII, incluidos los casitas, griegos, portugueses y persas. Alguna vez fue la capital de la civilización Dilmun y fue inscrita como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 2005.

Las historias a continuación son historias de inundaciones del folclore mundial. He incluido historias aquí, si son historias, son folclore, no relatos históricos o ficción de un autor conocido e involucran una inundación. En la mayoría de los casos límite, incluí la historia aquí de todos modos. Por ejemplo, una historia (Hopi) habla de una inundación que se evitó y nunca ocurrió. Las historias se resumen tanto para ahorrar espacio como para evitar infracciones de derechos de autor, pero he intentado preservar todos los motivos y todos los nombres que se dieron en el relato citado. Sin embargo, donde la historia da un relato intrincado de eventos antes y / o después de la inundación (como en la historia de Zhuang de Bubo contra el Dios del Trueno), algunos de los detalles periféricos a la inundación en sí pueden haberse resumido hasta desaparecer. En unos pocos casos, se combinaron en un resumen dos o más fragmentos superpuestos y no contradictorios de la misma cultura. Las referencias completas se dan al final consúltelas para más detalles. Dentro de cada continente o región, las historias se agrupan por familias lingüísticas. Consulte Agrupación de idiomas para historias de inundaciones para obtener información sobre los grupos de idiomas a los que, lo mejor que puedo determinar, pertenecen las historias.

Zeus envió una inundación para destruir a los hombres de la Edad del Bronce. Prometeo aconsejó a su hijo Deucalion que construyera un cofre. Todos los demás hombres perecieron excepto unos pocos que escaparon a las altas montañas. Las montañas de Tesalia se dividieron y todo el mundo más allá del Istmo y el Peloponeso quedó abrumado. Deucalion y su esposa Pyrrha (hija de Epimetheus y Pandora), después de flotar en el cofre durante nueve días y noches, aterrizaron en Parnassus. Cuando cesaron las lluvias, sacrificó a Zeus, el Dios del Escape. Por orden de Zeus, arrojó piedras sobre su cabeza que se convirtieron en hombres, y las piedras que arrojó Pirra se convirtieron en mujeres. Es por eso que la gente se llama laoi, de laas, & quota stone. & Quot [Apolodoro, 1.7.2]

La primera raza de personas fue completamente destruida porque eran extremadamente malvados. Las fuentes del abismo se abrieron, la lluvia cayó a torrentes y los ríos y mares se elevaron para cubrir la tierra, matándolos a todos. Deucalion sobrevivió debido a su prudencia y piedad y vinculó a la primera y segunda raza de hombres. En un arca grande cargó a sus mujeres e hijos y todos los animales. Los animales se acercaron a él y, con la ayuda de Dios, permanecieron amistosos mientras duró el diluvio. Las aguas de la inundación escaparon por un abismo abierto en Hierápolis. [Frazer, págs. 153-154] Una versión más antigua de la historia contada por Hellanicus tiene el arca de Deucalion aterrizando en el monte Othrys en Tesalia. Otro relato lo tiene aterrizando en un pico, probablemente Phouka, en Argolis, más tarde llamado Nemea. [Gaster, pág. 85] Los megarianos dijeron que Megarus, hijo de Zeus, escapó de la inundación de Deucalion nadando hasta la cima del monte Gerania, guiado por los gritos de las grullas. [Gaster, pág. 85-86] Se informó que ocurrió una inundación anterior en la época de Ogyges, fundador y rey ​​de Tebas. La inundación cubrió todo el mundo y fue tan devastadora que el país permaneció sin reyes hasta el reinado de Cecrops. [Gaster, pág. 87] Nannacus, rey de Frigia, vivió antes de la época de Deucalion y previó que él y todas las personas perecerían en una inundación venidera. Él y los frigios se lamentaron amargamente, de ahí el viejo proverbio sobre `` llorar como (o para) Nannacus ''. Después de que el diluvio había destruido a toda la humanidad, Zeus ordenó a Prometeo y Atenea que formaran imágenes de barro, y Zeus convocó a vientos para darles vida. El lugar donde se hicieron se llama Iconio por estas imágenes. [Frazer, pág. 155] "Muchos grandes diluvios han tenido lugar durante los nueve mil años" desde que Atenas y la Atlántida fueron preeminentes. También era común la destrucción por incendios y otras catástrofes. En estas inundaciones, el agua se elevó desde abajo, destruyendo a los habitantes de las ciudades, pero no a los habitantes de las montañas. Las inundaciones, especialmente la tercera gran inundación antes de Deucalion, arrasaron la mayor parte del suelo fértil de Atenas. [Platón, & quotTimeo & quot 22, & quotCritias & quot

Los dioses habían decidido destruir a la humanidad. El dios Enlil advirtió al rey sacerdote Ziusudra (& quot; Larga vida & quot) del diluvio que se avecinaba hablando a una pared mientras Ziusudra escuchaba a un lado. Se le instruyó para que construyera un gran barco y llevara bestias y pájaros sobre él. Llegaron vientos violentos y un torrente de lluvia cubrió la tierra durante siete días y siete noches. Entonces Ziusudra abrió una ventana en el gran bote, permitiendo que entrara la luz del sol, y se postró ante el dios del sol Utu. Después de aterrizar, sacrificó una oveja y un buey y se inclinó ante Anu y Enlil. Por proteger a los animales y la semilla de la humanidad, se le concedió la vida eterna y se lo llevaron al país de Dilmun, donde sale el sol. [Hammerly-Dupuy, pág. 56 Heidel, págs. 102-106]

Tres veces (cada 1200 años), los dioses estaban angustiados por la perturbación de la superpoblación humana. Los dioses se ocuparon del problema primero con la peste y luego con el hambre. En ambas ocasiones, el dios Enki aconsejó a los hombres que sobornaran al dios que causaba el problema. La tercera vez, Enlil aconsejó a los dioses que destruyeran a todos los humanos con una inundación, pero Enki hizo que Atrahasis construyera un arca y así escapara. También en el barco iban ganado, animales salvajes y aves, y la familia de Atrahasis. Cuando llegó la tormenta, Atrahasis selló la puerta con betún y cortó la cuerda del barco. El dios de la tormenta Adad se enfureció, volviendo el día negro. Después de la inundación de siete días, los dioses lamentaron su acción. Atrahasis les hizo una ofrenda, en la que los dioses se reunieron como moscas, y Enki estableció mujeres estériles y mortinatos para evitar el problema en el futuro. [Dalley, págs. 23-35]

Los dioses, liderados por Enlil, acordaron limpiar la tierra de una humanidad superpoblada, pero Utnapishtim fue advertido por el dios Ea en un sueño. Él y algunos artesanos construyeron un barco grande (un acre de área, siete cubiertas) en una semana. Luego lo cargó con su familia, los artesanos y "la semilla de todas las criaturas vivientes". Las aguas del abismo se elevaron, y asaltaron durante seis días. Incluso los dioses estaban asustados por la furia de la inundación. Al ver a toda la gente asesinada, los dioses se arrepintieron y lloraron. Las aguas cubrieron todo menos la cima de la montaña Nisur, donde aterrizó el barco. Siete días después, Utnapishtim soltó una paloma, pero regresó sin encontrar ningún otro lugar donde aterrizar. Luego regresó un gorrión, que también regresó, y luego un cuervo, que no regresó. Por lo tanto, sabía que las aguas habían retrocedido lo suficiente como para que la gente emergiera. Utnapishtim hizo un sacrificio a los dioses. Él y su esposa recibieron la inmortalidad y vivieron en los confines de la tierra. [Sandalias, cap. 5] Sharur destruyó a Asag, demonio de enfermedad y dolencia, al inundar su morada. En el proceso, "Las aguas primigenias de Kur subieron a la superficie y, como resultado de su violencia, ninguna agua dulce pudo llegar a los campos y jardines". [Kramer, p. 105]

El dios Cronos en una visión advirtió a Xisuthrus, el décimo rey de Babilonia, de un diluvio que vendría el día quince del mes de Daesius. El dios le ordenó que escribiera una historia y la enterrara en Sippara, y le dijo que construyera y aprovisionara una embarcación (5 estadios por 2 estadios) para él, sus amigos y parientes, y todo tipo de animales. Xisuthrus preguntó adónde debía navegar, y Chronos respondió: "A los dioses, pero primero reza por todas las cosas buenas para los hombres". Xisuthrus construyó un barco de cinco estadios por dos estadios y lo cargó como se ordenó. Después de que la inundación llegó y amainó un poco, envió algunos pájaros, que regresaron. Más tarde, lo intentó de nuevo y los pájaros regresaron con barro en las patas. En la tercera prueba, las aves no regresaron. Vio que la tierra había aparecido sobre las aguas, por lo que separó algunas costuras de su barco, vio la costa y encalló su barco en las montañas de Corcyraean en Armenia. Desembarcó con su esposa, hija y piloto, y ofreció sacrificios a los dioses. Esos cuatro fueron trasladados para vivir con los dioses. Los otros al principio se entristecieron cuando no pudieron encontrar a los cuatro, pero escucharon la voz de Xisuthrus en el aire diciéndoles que fueran piadosos y que buscaran sus escritos en Sippara. Parte del barco permanece hasta el día de hoy, y algunas personas hacen hechizos con su betún. [Frazer, págs. 108-110 G. Smith, págs. 42-43] Según relatos atribuidos a Beroso, los antediluvianos eran gigantes que se volvían impíos y depravados, excepto uno de ellos que reverenciaba a los dioses y era sabio y prudente. Su nombre era Noa, y vivía en Siria con sus tres hijos Sem, Japet, Chem y sus esposas Tidea, Pandora, Noela y Noegla. Desde las estrellas, previó la destrucción y comenzó a construir un arca. 78 años después de que comenzó a construir, los océanos, los mares interiores y los ríos brotaron desde abajo, acompañados de muchos días de violentas lluvias. Las aguas desbordaron todas las montañas y la raza humana se ahogó, excepto Noa y su familia que sobrevivieron en su barco. El barco se detuvo por fin en la cima del Gendyae o Montaña. Aún quedan partes de él, de las que los hombres toman betún para hacer hechizos contra el mal. [H. Miller, págs. 291-292]

Dios, molesto por la iniquidad de la humanidad, resolvió destruirla, pero Noé era justo y encontró el favor de Él. Dios le dijo a Noé que construyera un arca de 450 x 75 x 45 pies, con tres cubiertas. Noé lo hizo y se llevó a bordo a su familia (8 personas en total) y parejas de todo tipo de animales (7 de los limpios). Durante cuarenta días y cuarenta noches, las inundaciones vinieron de los cielos y de las profundidades, hasta que se cubrieron las montañas más altas. Las aguas inundaron la tierra durante 150 días, luego Dios envió un viento y las aguas retrocedieron, y el arca se detuvo en Ararat. Después de 40 días, Noé envió un cuervo, que siguió volando hasta que las aguas se secaron. Luego envió una paloma, que regresó sin encontrar una percha. Una semana más tarde volvió a poner la paloma, y ​​regresó con una hoja de olivo. La semana siguiente, la paloma no regresó. Después de un año y 10 días desde el inicio del diluvio, todos y todo salieron del arca. Noé sacrificó algunos animales y pájaros limpios a Dios, y Dios, complacido con esto, prometió nunca más destruir a todas las criaturas vivientes con un diluvio, dando el arco iris como señal de este pacto. Los animales se volvieron salvajes y se convirtieron en alimento adecuado, y a Noé y su familia se les dijo que repoblaran la tierra. Noé plantó un viñedo y un día se emborrachó. Su hijo Cam lo vio desnudo en su tienda y se lo dijo a sus hermanos Sem y Jafet, quienes vinieron y cubrieron a Noé con el rostro vuelto. Cuando Noé se despertó, maldijo a Cam y a sus descendientes y bendijo a sus otros hijos. [Génesis 6-9]

Los hombres vivían tranquilos antes del diluvio, una sola cosecha proporcionaba durante cuarenta años, los niños nacían después de solo unos pocos días en lugar de nueve meses y podían caminar y hablar de inmediato, y la gente podía dominar el sol y la luna. Esta indolencia llevó a los hombres por mal camino, especialmente a los pecados del desenfreno y la rapacidad. Dios determinó destruir a los pecadores, pero en misericordia instruyó a Noé para que les advirtiera de la amenaza de un diluvio y les predicara para que enmendaran sus caminos. Noah hizo esto durante 120 años. Dios le dio a la humanidad una última semana de gracia durante la cual el sol cambió de rumbo, pero los malvados no se arrepintieron, solo se burlaron de Noé por haber construido el arca. Noé aprendió a hacer el arca con un libro que le dio a Adán el ángel Raziel, que contenía todo el conocimiento. Este libro estaba hecho de zafiros, y Noé lo puso en un cofre de oro y, durante el diluvio, lo usó para distinguir el día de la noche, porque el sol y la luna no brillaban en ese momento. La inundación fue causada por las aguas masculinas del cielo que se encontraron con las aguas femeninas del suelo. Dios hizo agujeros en el cielo para que salieran las aguas quitando dos estrellas de las Pléyades. Más tarde cerró el agujero tomando prestadas dos estrellas del Oso. Por eso el Oso siempre corre tras las Pléyades. Los animales llegaron al arca en tal número que Noé no pudo llevárselos a todos, hizo que se sentaran junto a la puerta del arca y recogió los animales que estaban acostados a la puerta. Se capturaron 365 especies de reptiles y 32 especies de aves. Dado que se tomaron siete parejas de cada tipo de animal limpio, los animales limpios superaron en número a los inmundos después del diluvio. Una de las criaturas, el arrecife era tan grande que había que atarlo fuera del arca y seguirlo. El gigante Og, rey de Basán, también era demasiado grande y escapó de la inundación sentado encima del arca. Además de Noé, su esposa Naamah y sus hijos y las esposas de sus hijos, la falsedad y la desgracia también se refugiaron en el arca. Inicialmente, la falsedad fue rechazada cuando se presentó sin pareja, por lo que indujo a Misfortune a unirse a él y regresó. Cuando comenzó el diluvio, los pecadores se reunieron a su alrededor y corrieron hacia la puerta, pero las bestias salvajes a bordo del arca custodiaban la puerta y se lanzaron sobre ellos. Los que escaparon de las bestias se ahogaron en el diluvio. El arca y los animales que había en ella se arrojaron sobre las aguas durante un año, pero la mayor dificultad de Noé fue alimentar a todos los animales, ya que tenía que trabajar día y noche para alimentar tanto a los animales diurnos como nocturnos. Cuando Noé se detuvo una vez en alimentar al león, el león le dio un golpe que lo dejó cojo por el resto de su vida y le impidió servir como sacerdote. El día diez del mes de Tamuz, Noé envió un cuervo, pero el cuervo encontró un cadáver para devorar y no regresó. Una semana después, Noé envió una paloma, y ​​en su tercer vuelo regresó con una hoja de olivo arrancada del Monte de los Olivos en Jerusalén, porque Tierra Santa no había sufrido el diluvio. Noé lloró por la devastación cuando dejó el arca, y Sem ofreció una ofrenda de agradecimiento que Noé no pudo oficiar debido a su encuentro con el león. [Ginzberg, págs. 319-335 ver también Frazer, págs. 143-145] Una escritura escrita dice que Adán ordenó que su cuerpo, junto con oro, incienso y mirra, debiera ser llevado a bordo del Arca y, después del diluvio, sea ​​puesto en medio de la tierra. Dios vendría de allí y salvaría a la humanidad. [Platt, pág. 66, 80 (2 Adán 8: 9-18, 21: 7-11)] Una mujer "vestida del sol" dio a luz a un hijo varón que fue tomado por Dios. La mujer entonces vivió en el desierto, donde el Dragón Diablo, arrojado a la tierra, la persiguió. En un momento, arrojó un torrente de agua de su boca tratando de lavarla, pero la tierra ayudó a la mujer y se tragó el torrente. [Apocalipsis 12]

Yima, bajo la superintendencia divina, reinó sobre el mundo durante 900 años. Como no hubo enfermedad ni muerte, la población aumentó de modo que fue necesario agrandar la tierra después de 300 años. Yima logró esto con la ayuda de un anillo de oro y una daga con incrustaciones de oro que había recibido de Ahura Mazda, el Creador. La ampliación de la tierra fue necesaria nuevamente después de 600 años. Cuando la población se volvió demasiado grande después de 900 años, Ahura Mazda advirtió a Yima que la destrucción vendría en forma de invierno, heladas y el posterior derretimiento de la nieve. Le ordenó a Yima que construyera una vara, un gran recinto cuadrado, en el que guardar especímenes de ganado pequeño y grande, seres humanos, perros, pájaros, fuegos de fuego rojo, plantas y alimentos, dos de cada tipo. Los hombres y el ganado que trajo debían ser los mejores del mundo. Dentro del recinto, los hombres pasaron la vida más feliz, y cada año parecía un día. [Frazer, págs. 180-182 Dresde, pág. 344]

En los primeros tiempos, la tierra estaba llena de criaturas malignas creadas por el malvado Ahriman. El ángel Tistar (la estrella Sirio) descendió tres veces, en forma de hombre, caballo y toro, respectivamente, provocando diez días y diez noches de lluvia cada vez. Cada gota de lluvia se volvió tan grande como un cuenco, y el agua se elevó a la altura de un hombre sobre toda la tierra. La primera inundación ahogó a las criaturas, pero las criaturas nocivas muertas entraron en agujeros en la tierra. Antes de regresar para causar la segunda inundación, Tistar, en forma de caballo blanco, luchó contra el demonio Apaosha, que tomó la forma de un caballo negro. Ormuzd atacó al demonio con un rayo, haciendo que el demonio diera un grito que aún se puede escuchar en las tormentas eléctricas, y Tistar prevaleció y provocó que fluyeran ríos. El veneno lavado de la tierra por la segunda inundación hizo que los mares se volvieran salados. Las aguas fueron impulsadas hasta los confines de la tierra por un gran viento y se convirtieron en el mar Vourukasha ("Wide-Gulfed"). [Carnoy, pág. 270 Vitaliano, págs. 161-162 H. Miller, pág. 288]

Allah envió a Noé para advertir a la gente que no sirviera a nadie más que a Allah, pero la mayoría de ellos no escucharon. Desafiaron a Noé a cumplir sus amenazas y se burlaron de él cuando, bajo la inspiración de Alá, construyó un barco. Allah le dijo a Noé que no le hablara en nombre de los malhechores que se ahogarían. Con el tiempo, el agua brotó del subsuelo y cayó del cielo. Noah cargó en su barco parejas de todo tipo, su familia y los pocos que creyeron. Uno de los hijos de Noé no creyó y dijo que buscaría seguridad en las montañas. Estaba entre los ahogados. El barco navegó en medio de grandes olas. Allah ordenó a la tierra que se tragara el agua y que el cielo se despejara, y el barco se detuvo en Al-Judi. Noé se quejó a Allah por llevarse a su hijo. Allah advirtió que el hijo era un malhechor y no de la casa de Noé, y Noé oró pidiendo perdón. Allah le dijo a Noé que fuera con bendiciones sobre él y sobre algunas naciones que surgirán de quienes estén con él. [Corán 11: 25-48]

Manu, el primer ser humano, encontró un pequeño pez en su agua de lavado. El pez pidió protección de los peces más grandes, a cambio de lo cual salvaría a Manu. Manu mantuvo al pez a salvo, transfiriéndolo a reservorios cada vez más grandes a medida que crecía, y finalmente lo llevó al océano. El pez advirtió a Manu de un diluvio inminente y le dijo que construyera un barco. Cuando subió la inundación, llegaron los peces y Manu ató la embarcación a su cuerno.El pez lo llevó a una montaña del norte y le dijo a Manu que atara la cuerda del barco a un árbol para evitar que se fuera a la deriva. Manu, el único de todas las criaturas, sobrevivió. Hizo ofrendas de mantequilla clarificada, leche agria, suero y cuajada. De estos surgió una mujer que se hacía llamar hija de Manu. Todas las bendiciones que invocó a través de ella le fueron concedidas. A través de ella, generó esta carrera. [Gaster, págs. 94-95 Kelsen, pág. 128 Brinton, págs. 227-228]

El gran sabio Manu, hijo de Vivasvat, practicaba un fervor austero. Se paró sobre una pierna con el brazo levantado, mirando hacia abajo sin pestañear, durante 10,000 años. Mientras estaba tan ocupado en las orillas del Chirini, un pez se le acercó y le pidió que lo salvara de los peces más grandes. Manu llevó el pescado a una jarra y, a medida que el pez crecía, de allí a un gran estanque, luego al río Ganges, luego al océano. Aunque grande, el pescado era agradable y fácil de transportar. Al ser liberado en el océano, el pez le dijo a Manu que pronto todos los objetos terrestres se disolverían en el momento de la purificación. Le dijo que construyera un barco fuerte con un cable atado y que se embarcara con los siete sabios (rishis) y ciertas semillas, y luego vigilara a los peces, ya que las aguas no se podían cruzar sin él. Manu se embarcó como se le ordenó y pensó en el pescado. El pez, consciente de su deseo, llegó y Manu ató el cable del barco a su cuerno. El pez arrastró el barco a través de aguas turbulentas durante muchos años, hasta que finalmente lo llevó al pico más alto del Himavat, que todavía se conoce como Naubandhana ("la unión del barco"). El pez entonces se reveló a sí mismo como Parjapati Brahma y dijo que Manu creará todas las cosas vivientes y todas las cosas móviles y fijas. Manu realizó un gran acto de austero fervor para despejar su incertidumbre y luego comenzó a hacer que las cosas existieran. [Frazer, págs. 185-187]

El heroico rey Manu, hijo del Sol, practicó un fervor austero en Malaya y logró una unión trascendente con la Deidad. Después de un millón de años, Brahma otorgó a Manu una bendición y le pidió que la eligiera. Manu pidió el poder de preservar todas las cosas existentes tras la disolución del universo. Más tarde, mientras ofrecía oblaciones en su ermita, una carpa cayó en sus manos, que Manu conservó. El pez creció y le pidió a Manu que lo conservara, y Manu lo trasladó a embarcaciones cada vez más grandes, y finalmente lo llevó al río Ganges y luego al océano. Cuando llenó el océano, Manu lo reconoció como el dios Janardana o Brahma. Le dijo a Manu que se acercaba el final del yuga y que pronto todo estaría cubierto de agua. Debía preservar todas las criaturas y plantas a bordo de un barco que había sido preparado. Dijo que cien años de sequía y hambre comenzarían este día, que serían seguidos por incendios del sol y del subsuelo que consumirían la tierra y el éter, destruyendo este mundo, los dioses y los planetas. Siete nubes del vapor del fuego inundarán la tierra y los tres mundos se reducirán a un océano. Solo quedará el barco de Manu, atado con una cuerda al cuerno del gran pez. Habiendo anunciado todo esto, el gran ser se desvaneció. El diluvio ocurrió como se dijo que Janardana apareció en forma de pez con cuernos, y la serpiente Ananta apareció en forma de cuerda. Manu, por la contemplación, atrajo a todas las criaturas hacia él y las estibó en el barco y, después de hacer una reverencia a Janardana, ató el barco al cuerno del pez con la cuerda de serpiente. [Frazer, págs. 188-190] Al final del kalpa pasado, el demonio Hayagriva robó los libros sagrados de Brahma, y ​​toda la raza humana se corrompió excepto los siete Nishis, y especialmente Satyavrata, el príncipe de una región marítima. Un día, mientras se bañaba en un río, fue visitado por un pez que ansiaba protección y que trasladó a embarcaciones sucesivamente más grandes a medida que crecía. Por fin, Satyavrata lo reconoció como el dios Vishnu, "El Señor del Universo". Vishnu le dijo que en siete días todas las criaturas corruptas serían destruidas por un diluvio, pero Satyavrata se salvaría en una vasija grande. Se le dijo que llevara a bordo del buque milagroso todo tipo de hierbas medicinales, granos comestibles, los siete Nishis y sus esposas, y parejas de animales brutos. Después de siete días, los océanos comenzaron a desbordar las costas y la lluvia constante comenzó a inundar la tierra. Un gran barco llegó flotando sobre las aguas crecientes, y Satyavrata y los Nishis entraron con sus esposas y su cargamento. Durante el diluvio, Vishnu conservó el arca volviendo a tomar la forma de un pez gigante y atándose el arca a sí mismo con una enorme serpiente marina. Cuando las aguas disminuyeron, mató al demonio que había robado los libros sagrados y le comunicó su contenido a Satyavrata. [H. Miller, págs. 289-290 Howey, págs. 389-390 Frazer, págs. 191-193] Un día ventoso, el mar inundó la ciudad portuaria de Dwaravati. Todos sus ocupantes perecieron excepto Krishna, un avatar de Vishnu, y su hermano Balarama, que caminaban por los bosques de la colina Raivataka. Krishna dejó solo a su hermano. Sesha, la serpiente que sostiene al mundo, retiró su energía de Balarama en un chorro de luz, el espíritu de Balarama entró en el mar y su cuerpo cayó. Krishna decidió que mañana destruiría el mundo por todos sus males y se fue a dormir. Jara, la cazadora, pasó, confundió el pie de Krishna con la cara de un ciervo y le disparó. La herida en el pie de Krishna era leve, pero Jara encontró a Krishna muerto. Tenía túnica color azafrán, cuatro brazos y una joya en el pecho. Las aguas aún se elevaban y pronto lamieron los pies de Jara. Jara se sintió avergonzado pero indefenso y se fue y decidió no hablar nunca del incidente. [Buck, págs. 408-409]

El Soberano Supremo ordenó al dios del agua Gong Gong que creara una inundación como castigo y advertencia por la mala conducta humana. Gong Gong prolongó la inundación durante 22 años y la gente tuvo que vivir en cuevas de alta montaña y en árboles, luchando con los animales salvajes por los escasos recursos. Incapaz de persuadir al Soberano Supremo de que detuviera la inundación, y un búho y un pavo le contaron acerca de _Xirang_ o Growing Soil, el héroe sobrenatural Gun robó Growing Soil del cielo para represar las aguas. Sin embargo, antes de que Gun terminara, el Soberano Supremo envió al dios del fuego Zhu Rong para ejecutarlo por su robo. El suelo en crecimiento fue llevado de regreso al cielo y las inundaciones continuaron. Sin embargo, el cuerpo de Gun no se descompuso, y cuando fue cortado tres años después, su hijo Yu emergió en forma de dragón cornudo. El cuerpo de Gun también se transformó en un dragón en ese momento y desde entonces vivió tranquilamente en las profundidades. El Soberano Supremo temía el poder de Yu, por lo que cooperó y le dio a Yu el suelo en crecimiento y el uso del dragón Ying. Yu llevó a otros dioses a ahuyentar a Gong Gong, distribuyó el suelo en crecimiento para eliminar la mayor parte de la inundación y llevó a la gente a crear ríos a partir de las vías de Ying y así canalizar las aguas restantes hacia el mar. [Walls, págs. 94-100] La diosa Nu Kua luchó y derrotó al jefe de una tribu vecina, llevándolo a una montaña. El jefe, disgustado por haber sido derrotado por una mujer, golpeó su cabeza contra el Bambú Celestial con el objetivo de vengarse de sus enemigos y suicidarse. Lo derribó, haciendo un agujero en el cielo. Las inundaciones se desbordaron, inundaron el mundo y mataron a todos menos a Nu Kua y su ejército, su divinidad la hizo a ella y a sus seguidores a salvo de ella. Nu Kua reparó el agujero con un yeso hecho con piedras de cinco colores diferentes y cesaron las inundaciones. [Werner, pág. 225 Vitaliano, pág. 163]


Ver el vídeo: The Dilmun civilization